Las Provincias

El PP denuncia la falta de mantenimiento del soto del río que cedió la CHS para su aprovechamiento

  • El paraje que cedió la Confederación Hidrográfica del Segura para su disfrute presenta falta de limpieza y maleza después de varios meses en los que el Ayuntamiento lo tiene a su disposición

El grupo municipal del PP en Almoradí ha denunciado la falta de mantenimiento del gobierno local en el soto del Río Segura. El paraje que cedió la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) para su disfrute presenta falta de limpieza y maleza después de varios meses en los que el Ayuntamiento lo tiene a su disposición. Así denuncian que la entrada se encuentra llena de matorrales y que no ha recibido ninguna actuación desde que se cedió por parte del órgano de cuenca.

Además insisten en que los accesos son peligrosos para las personas que circulan a pie y en bicicleta ya que la maleza cubre parte del camino de tierra. Por ello proponen que el soto del Azud del Alfeitamí cuente con una campaña municipal para su acondicionamiento.

Por otra parte el grupo de la oposición observa tras un año de gobierno bipartito dejadez en el arreglo de la señalización vial y la iluminación de las calles del municipio. Los populares presentaron una moción al Pleno para que los pasos de cebra se repinten, sobre todo en las zonas con más trasiego. «Estos pasos tienen una gran importancia y deben conservarse en buen estado para que sean identificados por los viandantes y también por los conductores», señalan en la petición.

Uno de los cruces con más peligro se ubica en la intersección de la carretera de Rafal con el camino de Catral «un paso que es muy utilizado por los jóvenes que se acercan a la ciudad deportiva», aseguran. También inciden en los pasos de peatones de la principal avenida del polígono industrial de Las Maromas, «donde hay tres zonas donde casi han desaparecido las franjas blancas». Uno de estos puntos coincide con la puerta de un supermercado.

Las otras partes del municipio con deficiencias en la señalización horizontal se encuentran en la calle Amaro Quiles y en el acceso al Parque Eduardo Zaplana a la altura del IES Antonio Sequeros, donde alertan que se trata de una zona con mucho tránsito de estudiantes. Además, inciden que en la iluminación viaria deteriorada no se ha repuesto.