Las Provincias

El presidente de los Realistas presenta su equipo para dirigir los Moros y Cristianos

Pepe Vegara, segundo por la derecha, con el resto de miembros de su candidatura.
Pepe Vegara, segundo por la derecha, con el resto de miembros de su candidatura. / Joaquín Andreu Esteban
  • Pepe Vegara pretende que los desfiles ganen en agilidad y que la gestión económica de la asociación sea transparente con una previsión real de ingresos y gastos

El Casino Orcelitano acogió ayer la presentación formal de una de las candidaturas que optan a dirigir la Asociación de Fiestas de Moros y Cristianos Santas Justa y Rufina, una vez que hace escasos días un grupo de festeros comandados por el periodista Valentín Medina hiciera lo propio con lo cual de momento ya son dos las opciones en liza para afrontar una nueva etapa en la entidad.

El presidente de los Moros Realistas, Pepe Vegara, es quien encabeza la terna que se dio a conocer ayer y en la singladura le acompañan hombres como Manuel Ortuño, de los Moros Escorpiones, para ocupar la vicepresidencia. El abdelazí Rubén Rodríguez sería el tesorero y Pepe Molina el secretario de la entidad. Los cuatro llevan a sus espaldas un amplio recorrido dentro de las fiestas no en vano Vegara fue Embajador Moro con su comparsa en el 2005 y tres años después glosó el pregón de las mismas para en la actualidad ser quien coordina la revista oficial de la asociación.

Por su parte Molina también ha ostentado cargos dentro de la entidad y fue el máximo representante del Bando de la Cruz en nombre de los Caballeros de Tadmir en 1993 y Portador de la Gloriosa Enseña del Oriol en 1999. A esto suma ser el cronista oficial de los Moros y Cristianos desde 1988. Ortuño a su vez también fue Embajador Moro hace dieciséis años y presidente de su comparsa, entre otros puestos de responsabilidad en la misma.

Entre todos esbozaron los que quieren sean ejes de su programa, el cual explicaron a todos los presidentes y representantes de las comparsas que acudieron a su llamada para conocer sus intenciones «que también hemos transmitido al presidente actual», dijo Vegara, en referencia a Antonio Manuel García Alcocer, quien todavía no se ha pronunciado sobre si optará a la reelección.

Los objetivos que se han marcado son varios entre los que citaron el desarrollo interno de la asociación, la planificación económica de esta, las relaciones institucionales y las comparsas pero entre ellos sobresale uno de forma principal y que tiene que ver con la puesta en la calle de los desfiles.

El presidente de los Moros Realistas dio algunos detalles de cómo entienden desde su candidatura que deben ser «porque lo que tenemos claro es que hay que darles una vuelta». Así dijo que «no siempre funcionan como deberían pese a que están reconocidos en todo el ámbito nacional por lo espectaculares que son y de lo que se trata es de mejorarlos» una cuestión que pasa porque los espectadores que los viven en las calles «los disfruten de una manera más intensa».

Vegara dijo que se puede ir más allá en esa apuesta por la calidad de la presencia en la calle de miles de festeros sobre todo en cuanto a las entradas de ambos bandos «porque todos estamos de acuerdo en que son espectaculares pero no son pocos los espectadores que están sentados en las sillas que quieren que sean más ágiles» y dio una pincelada de lo que su juicio deberían ser: «que se vea menos asfalto es esencial para que la gente los siga hasta el final». Esto pasa, añadieron, por evitar que los cortes entre filas o comparsas se eternicen y provoquen el hastío entre los que los contemplan ya que entienden los integrantes de la candidatura que esta es una cuestión que se debe mejorar entre todas las asociaciones. Por su parte Ortuño fue más allá y dijo que esa agilidad debe extenderse no solo a los Boatos sino también a otros actos como la Retreta, el Desfile Infantil e incluso a la ofrenda a las santas sevillanas.

El desarrollo interno de la propia asociación de fiestas es otro de los ejes en los que fundamentan su campaña que quieren explicar no solo a los presidentes de las comparsas puesto que adelantaron que a estos en la cita en el Casino les brindaron la posibilidad de explicar su programa en asambleas internas. Respecto a la organización interna de la entidad Vegara dijo que a su juicio la fórmula jurídica debe ser diferente a la actual e indicó que, siempre y cuando sea factible desde el punto de vista legal, una de las opciones sería refundarla como una federación de asociaciones.

De igual modo no obviaron los aspectos económicos que tienen que ver con la gestión de la Asociación de Fiestas de Moros y Cristianos Santas Justa y Rufina. A este respecto los postulantes a dirigirla quieren que su gestión sea «más transparente y haya una previsión en las cuentas de la entidad por lo que proponen que la gestión de la misma se realice con un presupuesto elaborado a un año vista.

Las relaciones institucionales son otra de las premisas que esbozaron y Vegara y el resto de componentes de la candidatura que encabeza ya que son partidarios de mejorar las existentes con el Ayuntamiento pero no solo a través de la Concejalía de Festividades puesto que también abogaron por suscribir convenios con las de Educación y Cultura «con la intención de poner la fiesta al alcance de los más pequeños porque ellos son el futuro» al tiempo de que más ciudadanos se involucren con ellas y no solo los que participen de forma activa. Asimismo esas relaciones pasan también por ahondar en las que hay con la Undef (Unión Nacional de Entidades Festeras) para que los Moros y Cristianos cobren más repercusión nacional.

En cuanto a las comparsas el candidato destacó que su objetivo es la protección de aquellas más pequeñas que dijo «son más frágiles y que sientan la asociación como algo suyo sin que exista una dicotomía entre ambas partes porque la asociación debe ser un mero gestor de sus decisiones y no siempre se ha atendido sus voluntades».