Más ayudas a la ecología

Hasta 2.600 euros para los híbridos enchufables, como el Kia Niro PHEV./
Hasta 2.600 euros para los híbridos enchufables, como el Kia Niro PHEV.
Mercado | Plan de ayudas a la movilidad alternativa

El nuevo plan Movalt subvenciona con hasta 5.500 euros la compra de coches eléctricos o híbridos, y hasta 2.600 para los de gas natural

REDACCIÓN MOTOR

El Gobierno lanza un nuevo plan de ayudas, llamado MOVALT -movilidad alternativa- más amplio en cuanto a tipología de modelos que los anteriores, y también con mayor influencia, ya que se amplían las subvenciones a vehículos de transporte y se facilita su utilización por parte de las empresas. Pero, en cambio, el hecho de que no sean unas rebajas fiscales o ayudas permanentes en el tiempo, vuelve a 'contaminar' el mercado. Las ventas de coches ecológicos se impulsan durante el periodo de aplicación -de hecho hay empresas que llevan meses esperando que se aplique algún plan de este tipo- y volverán a caer cuando termine. La dotación es de 20 millones de euros, y se cerrará cuando se termine el presupuesto o el 31 de junio de 2018. Los más optimistas calculan que, en febrero, podrían agotarse los fondos.

Para evitar estos vaivenes, marcas y concesionarios piden un rebaja o subvención fija, como sucede en Alemania y en otros mercados, y a ser posible regresiva durante los próximos años, de manera que se beneficien más los que antes se acojan a las nuevas tecnologías.

Con 5.500 euros de subvención, ya hay modelos eléctricos a la venta por menos de 20.000 euros

En la parte positiva, las cuantías son altas y se benefician de ellas casi todos los coches ecológicos, excepto los híbridos convencionales. De los 5.500 euros de subvención de los eléctricos a los 1.000 euros para los coches impulsados por gas GLP, estas son las ventajas de este plan.

Coches eléctricos

Casi todos los modelos de este tipo reciben una subvención directa de 5.500 euros, además de 1.000 euros adicionales que aportará el concesionario y que están destinados a la instalación del punto de carga. El límite para recibir la subvención está en el precio del coche, y es que sólo se pueden acoger a ella los modelos que cuesten menos de 32.000 euros antes de impuestos. Esto deja fuera a los modelos de Tesla, los Model S y Model X, con un valor superior al que marca el límite del Plan

La subvención permite que modelos como el Kia Soul eléctrico, cuesten ahora menos de 20.000 euros, el BMW i3 ronde los 25.000 o el nuevo Hyundai Ioniq eléctrico inicie sus tarifas por debajo de los 24.000 euros. Modelos superventas en este segmento, como el Nissan Leaf o el Renault Zoe, tienen precios a partir de 19.500 y 21.400 euros respectivamente. A estas tarifas, muy razonables, se une un gasto de electricidad de menos de dos euros cada 100 kilómetros y una importante reducción del coste de mantenimiento o de los impuestos municipales, por lo que los eléctricos vuelven a entrar en la cesta de la compra, especialmente como segundo coche familiar.

Híbridos enchufables

La categoría de híbridos también recibe subvenciones, pero no la de los modelos convencionales, que ya son competitivos y tienen buenas ventas en el mercado, sino la de los híbridos enchufables, aquéllos que, con su motor eléctrico, pueden recorrer una cantidad determinadas de kilómetros antes de que se active el motor de gasolina. Las ayudas 'reales' son de 2.600 euros, ya que se ofrecen también subvenciones para los que tienen entre 12 y 32 kilómetros de autonomía y los de más de 72, pero no hay a la venta turismos con estas magnitudes, y puede que no los haya antes de junio de 2018.

Los modelos con gas GLP, GNC y los híbridos enchufables también reciben subvenciones

A esos 2.600 euros de ayuda estatal se sumarán 1.000 del concesionario destinados al punto de carga. Esto mejora la competitividad de modelos líderes en este mercado, como el Mitsubishi Outlander PHEV, Volkswagen Golf GTE o el Audi A3 con la tecnología e-tron. Modelos como la gama BMW o el Mini Countryman SE también se benefician de estos descuentos, con unas tarifas más competitivas. Los mejor posicionados con el nuevo plan son el Kia Niro PHEV -desde 25.300 euros- y el Hyundai Ioniq PHEV -algo menos de 28.000- modelos muy competitivos por su amplio rango de utilización.

Apuesta por el GNC

Se nota que el Gobierno ha tenido muy en cuenta a los fabricantes nacionales, porque este tramos de las subvenciones beneficia, sobre todo, a Seat y a las marcas del grupo Volkswagen, las que más apuestan en el sector de turismos por el Gas Natural comprimido GNC. La ayuda es de 2.500 euros a los que hay que sumar otros 1.000 que aportará al concesionario. Modelos como el Seat León tienen ahora tarifas desde 15.000 euros, un combustible más barato, reducción de impuestos municipales y etiqueta 'Eco' para poder acceder al centro de las ciudades en periodos de alta contaminación. Las marcas Volkswagen, Audi y Skoda también tienen coches con GNC, y sólo Fiat apuesta también por esta tecnología. El mayor 'pero' es la escasez de puntos de repostaje de este combustible, por lo que conviene comprobar este aspecto antes de comprar un automóvil con GNC.

Ayudas al GLP

El gas licuado de petróleo, muy promocionado ahora por Repsol, es otro de los que cuenta con subvenciones. El Gobierno aporta mil euros a los que se sumarán mil más por parte de los concesionarios. El objetivo es popularizar una serie de modelos que ya de por sí son económicos, pero que deberían tener un mayor apogeo en sectores profesionales como el del taxi.

De hecho, con esta subvención todos los modelos equipados con gas GLP a la venta en España costarán menos de veinte mil euros, y algunos se quedan por debajo de los diez mil, como es el caso de la gama Dacia. Algunos de ellos, como el Citroën C-Elysée o los Opel Corsa y Mokka se fabrican en España

Como es habitual, la información final más completa está en los concesionarios, donde hay acciones especiales para empresas y autónomos, y donde estas subvenciones se aplican también a flotas y usos profesionales. EL plan ya ha entrado en vigor, y se mantendrá hasta el próximo mes de junio o hasta que se agoten los fondos, momento en el que el Gobierno debería tener previstas su prolongación, ya que una nueva espera paralizará el mercado de coches eléctricos y ecológicos, como ha ocurrido con los programas anteriores.

Fotos

Vídeos