Las Provincias

Crossover con carácter

fotogalería

El acabado en beige presta elegancia en un interior muy tecnológico y confortable.

  • Con más espacio y mucha tecnología, el X-Trail es un gran compañero para viajar

  • NISSAN X-TRAIL 1.6 DCI 4X4

En un mercado tan competido como el de los crossover, a veces, resulta complicado escoger un vehículo que cubra nuestras necesidades. Los hay de todo tipo: compactos, grandes, con cinco o siete plazas, con tracción integral, delantera y trasera, y con distintas mecánicas diesel, gasolina e incluso híbridas, a lo que se suma una larga lista de elementos opcionales que pueden abrumar a la hora de comprar.

Esto nos ha pasado con Nissan, que, dentro de su amplia gama, cuenta con tres modelos dentro de la categoría crossover que se diferencian en diseño, habitáculo y tecnología, pero con un punto en común, la versatilidad. Tras probar en distintas ocasiones el Juke y el Qashqai, ahora toca analizar al más grande de la familia, el X-Trail.

Más grande y capaz

Llegamos a la redacción a primera hora de la mañana y, antes de poner el X-Trail a punto para comenzar la ruta que nos lleva hasta el Paraje Natural de la Murta en Alzira, nos sorprende la configuración de un modelo que abandona el estilo 'todoterreno' de la segunda generación por un aspecto más actual y urbano. Visto desde el frontal es muy parecido al Qashqai, y sólo cuando recorres el crossover hacia la zaga te das cuenta de su mayor altura, longitud y de una trasera inconfundible que incluye faros LED transparentes y portón del maletero de apertura automática.

En el interior pasa lo mismo, el salpicadero es muy parecido al resto de la gama Nissan, pero en el X-Trail lo han llevado un paso más allá. Los plásticos están bien acolchados, la botonería es de calidad y los remates en cuero beige, combinado con molduras forradas en fibra de carbono, aportan un look elegante a este crossover con gran espacio interior. Las plazas traseras son aptas para tres pasajeros adultos, mientras que su maletero, con casi 600 litros de capacidad, aumenta la versatilidad del crossover más grande de Nissan.

Válido para todo

Subidos al X-Trail en su versión 1.6 Dci de 130 CV y vinculado a una transmisión 4x4, comenzamos la ruta. Con un primer tramo por autovía, analizamos el confort y la tecnología que incluye este crossover. En estos apartados ofrece muchas luces y alguna sombra. Desde el asiento del conductor se aprecia una visibilidad alta y amplia, con muchos espacios porta objetos, pero resulta algo incómodo conectar o desconectar algunos sistemas como el cambio involuntario de carril, el Start & Stop o el selector de tracción. Por su parte, la tecnología es el principal argumento del crossover de Nissan ya que su pantalla táctil cuenta con cámaras de 360 grados, sistema de conectividad Nissan Connect, aplicaciones móviles y navegador, esto contribuye a mejorar la experiencia dentro del X-Trail, que se sitúa a la cabeza de los modelos más tecnológicos del mercado.

Durante nuestro recorrido en carretera el X-Trail funciona a la perfección, resulta cómodo de conducir y, gracias a su motor diesel de 130 CV, obtenemos una respuesta alegre para circular con seguridad, todo ello con un consumo que no supera los 7 litros en este tramo.

Llegados a nuestro destino, es el momento de poner a prueba las virtudes off-road del crossover de Nissan. Seleccionamos el modo de tracción integral, pero sin bloquear el diferencial, ya que la ruta no exige grandes aptitudes todoterreno. Las llantas de 19 pulgadas no son lo más conveniente para estos tramos, pero a pesar de ello, el X-Trail no tiene ningún problema a la hora de afrontar una pista forestal.

Con un precio de 34.525 euros, el Nissan X-Trail es una gran propuesta para disfrutar de las excursiones de fin de semana, mantiene su espíritu de aventura y lo completa con una versatilidad difícil de encontrar en su segmento.