Sergi Pérez vence 'in extremis' y pasa a la siguiente ronda del Orysol

Sergi Pérez golpea un revés durante el partido. / J.C.

El dianense Sergi Pérez ganó a Alberto Barroso por 6/4; 4/6 y 6/4, mientras que Marc Giner, cayó frente a Eduard Esteve

J. CORTÉS DÉNIA.

El público del Club de Tenis Dénia agradeció con una sonora ovación el despliegue físico de Sergi Pérez, tras vencer en el tercer set. El partido fue el más largo de la jornada tras rozar las tres horas: 2 horas y 54 minutos.

Sergi Pérez Contrí, el único representante de la Marina Alta después de la eliminación de Marc Giner, venció ayer en tres sets a Alberto Barroso, 6/4; 4/6 y 6/4.

El dianense recibió la numerosa visita de sus amigos, familiares y entrenadores del club a pesar de que la contienda no se disputó en la pista principal. Pérez consiguió golpear primero con un juego muy inteligente y constante. Un primer set muy disputado serviría de preludio para el resto de la encuentro. Barroso no agachó la cabeza a pesar del primer asalto desfavorable. El jugador pacense se reenganchó a la disputa y consiguió, esta vez, aturdir al tenista de Dénia. La dinámica positiva de Barroso se extendió hasta los primeros juegos del tercer set: con el resultado de cara y su rival adentrado en un mar de dudas.

Sin embargo, Pérez tenía la última palabra. Un 4 a1 en contra no fue suficiente para eliminar del torneo a Pérez. Afianzó su servicio y defendió desde el resto para, de esta forma, doblegar la tercera manga hasta firmar el 6 a 4 a su favor. La victoria de Pérez certificó el pase a la segunda ronda, en la que se enfrentará hoy al cabeza de serie número 2 del torneo, Pedro Martínez.

El otro representante de la comarca, el pegolino Marc Giner, cayó ayer ante el catalán Eduard Esteve. Giner partía como uno de los principales candidatos a hacerse con el título por la experiencia en este tipo de torneos y por el ranking.

El partido fue de lo más disputado y se decidió en pequeños detalles que condenaron al pegolino, tanto en el primer set como en el segundo. Además, la solvencia del catalán con su servicio fue otra de las razones que acabó con la andadura de Giner en el torneo.

Su eliminación no fue la única sorpresa del cuadro del Orysol. Bernabé Zapata, otro de los favoritos, cayó ante Juan Lizariturry. La joven promesa del tenis español se lesionó durante el choque y decidió abandonar tras la conclusión de la primera manga.

En definitiva, la segunda jornada de la primera ronda del Orysol estuvo marcada por una tremenda igualdad que llevó a un total de siete encuentros al tercer set.

Fotos

Vídeos