Ondara pone en marcha una unidad de mediación vecinal

El alcalde José Ramiro, junto a la nueva unidad de mediación. / LP
El alcalde José Ramiro, junto a la nueva unidad de mediación. / LP

Los tres policías locales que forman el equipo ejercerán de mediadores neutrales para resolver conflictos surgidos de la convivencia ciudadana

R. O. ONDARA.

Hay disputas que no son necesarias trasladar a los juzgados. Así lo creen en el municipio de Ondara, que desde hace unos días cuenta con una unidad policial de mediación (Unimepol).

Se trata de un equipo formado, de momento, por tres mandos que se dedicarán a resolver de conflictos de forma privada, confidencial y voluntaria, los cuales recibieron formación el pasado año en Vilareal. Las nuevas técnicas adquiridas, apuntó el Jefe de la Policía Local de Ondara, Toni Galiano, «permitirán que las partes implicadas pueden comunicarse entre sí, expresando sus argumentos, intereses, necesidades y expectativas, llegando a acuerdos mutuamente consentidos, acompañados por un tercero neutral».

Esta tercera figura será la del agente mediador, un miembro de esta nueva unidad policial, que actuará de forma confidente, neutral e imparcial, extendiendo su actividad tanto al ámbito comunitario como rural.

Según explicó durante la presentación, el alcalde de la localidad y responsable del área de Seguridad Ciudadana, José Ramiro, la Unimepol podrá intervenir en cualquier conflicto surgido de la convivencia ciudadana, «siempre que exista voluntariedad por todas las partes y predisposición a hablar, para dar una solución consensuada y aceptada al problema planteado». Este servicio, indicó el primer edil, podrá ser solicitado por cualquier ciudadano, mediante instancia general o documento al efecto que se deberá presentar en la Central de la Policía Local de Ondara. El solicitante deberá exponer de forma breve el conflicto por el que solicita y aportando los datos de filiación y teléfono, necesarios para poder comunicarse a la mayor brevedad con la parte demandante.

Fotos

Vídeos