El TSJ obliga al Ayuntamiento de Dénia a desmantelar el punto verde de Al Khalif

Montones de basuras se acumulan en el punto verde de Al Khalif, donde los vecinos denuncian la falta de vigilancia y los vertidos incontrolados de los usuarios.
Montones de basuras se acumulan en el punto verde de Al Khalif, donde los vecinos denuncian la falta de vigilancia y los vertidos incontrolados de los usuarios. / tino calvo

Los vecinos denuncian los vertidos incontrolados en la zona y la falta de integración del recinto que prometió el pentapartito

B. ORTOLÀ DÉNIA.

El punto verde instalado en la zona de Al Khalif de Dénia debe desmantelarse por ser «urbanísticamente incompatible con el entorno». El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana ha ratificado la sentencia de septiembre de 2012 del Contencioso Administrativo Número 1 de Alicante que obligó al consistorio dianense a cerrar el ecoparque. El fallo dio la razón a los vecinos de la zona quienes presentaron un recurso al considerar que se trataba de una obra ilegal «ya que se situaba en una zona verde».

Se trata de un problema que se remonta a meses antes de la construcción del recinto. Según explican los vecinos, cuando el entonces gobierno del pentapartito proyectó el ecoparque, pusieron una reclamación e intentaron frenar la construcción. Para ello se reunieron con el gobierno local y los técnicos municipales. En dicho encuentro, apuntan, los ediles «se comprometieron a redactar y confeccionar un proyecto integrado en la zona. Además nos dijeron que el entorno se adecuaría, se arreglarían algunas de las calles contiguas e instalarían algunos bancos».

Incumplimientos

Pero los residentes de la zona aseguran que tras la inauguración «comprobamos que no se había cumplido nada de lo que dijeron en la reunión, hicieron una chapuza que no está integrada en el entorno de esta zona residencial». Aseguran que tampoco se adecuaron las calles, «ni tan siquiera la que da acceso al ecoparque». Según afirman esta calle se ha quedado pequeña y los atascos en este punto son habituales.

Pero lo que más preocupa a los vecinos es que con el paso de los años, el recinto se ha deteriorado y «el ayuntamiento lo ha dejado abandonado y ahora los vertidos son incontrolados». Comentan que durante el primer mes de funcionamiento, el consistorio dispuso a un operario para que vigilase los vertidos que se realizaban, pero, según los vecinos, «tan solo duró un mes».

La ausencia de vigilante ha propiciado las malas prácticas de los usuarios que vierten todo tipo de desechos y enseres en este punto verde sin tener en cuenta si están permitidos.

Según los vecinos: «la gente echa todo tipo de restos, cuando solo se pueden depositar restos de vegetación de obras». Además aseguran que los vertidos se realizan sin hacer un buen uso de los contenedores: «la gente llega y tira las cosas donde le parece, incluso hay muchos que abandona los restos fuera del recinto dejando una imagen penosa».

Los residentes achacan este problema de vertidos fuera del recinto al horario de apertura. Según apuntan, los fines de semana el ecoparque permanece cerrado: «no se entiende porque mucha gente dedica sus días de descanso para realizar tareas en casas y es cuando pueden tirar los desechos».

Nuevo recurso

El «calvario» que viven los vecinos de la zona Al Khalif puede que llegue pronto a su fin. Aunque la sentencia del Tribunal Superior de Justicia todavía no es firme, por lo que el Ayuntamiento de Dénia puede recurrirla en casación.

Según explicó la concejal responsable del departamento de Urbanismo, Maria Josep Ripoll, el equipo de gobierno todavía «está estudiando las posibilidades», por lo que no queda descartada la posibilidad de recurrir.

La edil explicó que también se están barajando otros puntos para poder emplazar el nuevo punto verde «por si al final decidimos acatar la sentencia o si finalmente la sentencia es firme».

Fotos

Vídeos