Los juguetes cobran vida para exaltar a Celia Llorens

Los juguetes cobran vida para exaltar a Celia Llorens

La falla Oeste presenta a la fallera mayor infantil y al presidente de la 'xicalla' vaquera, Aitor Taverner Parada, en un emotivo acto

DÉNIA.

El distrito Oeste exaltó a su fallera mayor infantil, Celia Llorens Pina en un emotivo acto en el que no faltó la magia y la ilusión. Los juguetes que decoraban el escenario del Auditorio del Centro Social de Dénia cobraron vida para disfrutar de la presentación de la máxima exponente de la 'xicalla' vaquera.

La pequeña Celia aseguró que era un día muy especial porque era un honor representar a «esta comisión que me ha visto crecer». Se mostró emocionada y recalcó que en esta aventura «las páginas que me quedan por llenar son la mejores». También explicó de su compañero de viaje, el presidente infantil, Aitor Taverner Parada, que se conocían «desde la guardería».

La encargada de ensalzar a la fallera mayor infantil fue su hermana mayor, Marina, quien le deseó que ese día tan especial se le quedara grabado como un sueño. Y le pidió que no cambiara nunca su personalidad, «pequeña pero con las ideas claras».

Otro instante entrañable de la exaltación lo protagonizó el presidente infantil. Su mantenedora fue su tía María José Parada, que llamó al escenario al entrenador de su sobrino para que le entregara un balón con la firma de todos sus compañeros de equipo. Aitor Taverner, con gran timidez y valentía, admitió que ese era uno de los días de su vida que marcan un antes y un después. Y recalcó que era un honor ostentar el cargo en el 70 aniversario de la comisión vaquera.

Fotos

Vídeos