Un grupo inversor catalán compra el Hotel Dénia la Sella Golf Resort

Un grupo inversor catalán compra el Hotel Dénia la Sella Golf Resort

El empresario Ricardo Portabella entra en el accionariado del campo de golf, que seguirá dirigido por el grupo de la familia Bañó

Concha Pastor
CONCHA PASTORDénia

El grupo inversor catalán Alantra ha adquirido por un gran montante económico el Hotel Dénia La Sella Golf Resort & Spa, el único de cinco estrellas existente en la comarca de La Marina Alta, propiedad de Resort La Sella SA, liderada por el empresario dianense, Pepe Bañó. Con esta operación se han liquidado todas las deudas que tenía la mercantil dianense y se han saneado las cuentas. La gestión ha sido transferida a la empresa GAT Gestión de Activos Turísticos.

Así, desde el pasado viernes 2 de febrero, es GAT quien se encarga de la gestión de las instalaciones y de la totalidad de los empleados que trabajan actualmente en el establecimiento hotelero, con el fin de seguir dando el servicio que se ha venido prestando desde 2003. Además, la nueva propiedad se plantea una reforma del edificio para el próximo invierno y la posibilidad de una nueva franquicia a finales de este ejercicio.

Alantra y GAT cuenta con activos como el Gran Hotel Durango, Hotel Guadalmina, Holyday Inn Madrid, Intercontiental Mar Menor y Gran Hotel Monterrey, entre otros.

Según ha podido saber este periódico, esta nueva sociedad está participada a partes iguales por Ricardo Portabella, empresario barcelonés afincado en Suiza que desde hace más de 20 años tiene negocios en el sector hotelero, turístico y de alimentación; y los expertos en el asesoramiento de hoteles, Emilio y Ramón Garayar.

Además, Portabella, conocido como el “supermillonario desconocido”, ha comprado acciones del campo de golf, por lo se convierte en el socio mayoritario y, por tanto, se sentará en el sillón del Consejo de Administración en el que seguirá Mara Bañó como presidenta.

De hecho, este campo y otros servicio del resort, siguen dirigidos por el grupo La Sella, que ve saneadas las cuentas con esta operación. Es más, “confía en mantener buenas relaciones con la nueva propiedad que son un grupo de profesionales que llevarán al resort y a Dénia, a ser una referencia en el sector turístico”· Según apuntan, “2018 estará lleno de proyectos para el grupo La Sella, incluyendo un campo de fútbol junto al hotel, que atenderá la demanda latente de touroperadores deportivos en invierno y el interés de todos los sectores sociales en aumentar las visitar a la comarca de la Marina Alta”.

Según el comunicado remitido, Resort La Sella facturó el 2017, 6.660.000 euros , un 3,5% más que en 2016 y la ocupación media se situó en el 55%, un 4% más que el pasado en 2016. Además los resultados de explotación de 2016 la sitúan en una mejora de un 26% sobre el año anterior. Estos datos, inciden, “junto al informe hotelero realizado por BNP Paribas Real Estate, auguran buenas perspectivas para el sector, pronosticando un nuevo record de vistas este año, creciendo en ingresos por habitación disponible”.

Historia del complejo hotelero

Este complejo hotelero, antes perteneciente a la cadena Marriott, se inauguró en el año 2003, hace 15 años. A lo largo de este tiempo ha albergado diferentes e importantes eventos, aunque la situación económica no era la deseada.

En octubre de 2015, la Agencia Tributaria sacó el hotel a subasta por 3 millones y el depósito, para los que quisiesen pujar se fijó en 732.666,32 euros. No obstante, la subasta quedó desierta, pese a que hubo inversores extranjeros y nacionales que mostraron interés.

La Sella Golf es uno de los mejores complejos hoteleros de la zona y está compuesto por un bloque central y tres plantas que, cuenta, además, con un segundo edificio de dos plantas situado en el límite suroeste de la parcela. En total, la superficie construida es de 18.742 metros cuadrados. El complejo está valorado en 22,902 millones de euros y tiene unas cargas de 19,237 millones de euros.

Temas

Dénia

Fotos

Vídeos