La flota de las 300 Millas A3 de Moraira afronta la primera etapa con poco viento

J. Z. TEULADA MORAIRA.

Las 300 Millas A3 de Moraira Trofeo Grefusa se pusieron ayer en marcha con puntualidad. La flota afrontó la primera etapa con poco viento. A las 12 horas el comité de regatas procedió a lanzar la regata con 22 barcos en la línea de salida con un viento que llegó a los siete nudos de intensidad, sobre un eje del 320º (NW-Noroeste). Fue una salida muy estirada en la línea, aunque un grueso se ha decantado por el visor.

En los primeros compases los grandes optaron por el bordo de fuera, principalmente el cartagenero 'Kundaka', el calpino 'Jeffertje II', los valencianos 'Cafés Granell' y 'Pestañeo' o el local 'Alzira-Moraira (Swan 75)', el más grande de la flota. Otras unidades, y que entran en las quinielas para estar en el podio, se decantaron por el bordo de tierra, caso de 'Pajuelín XIII' de Benidorm, 'Phonemovil' o el alicantino 'Dignity 3'.

El primer paso que debía afrontar la flota era la isla de Tabarca. Las primeras unidades atacaron ese paso en la tarde-noche de ayer miércoles. Tras dejar la isla frente a Santa Pola, pusieron rumbo a aguas ibicencas, pasando por el islote de Venadrell y de ahí rumbo a la isla de Columbretes (Castellón) para afrontar el último paso en Peña del Moro (Cullera). Finalmente está previsto que vuelvan a Moraira en la tarde-noche de mañana viernes.

Las previsiones de viento apuntan a que va a ser una edición algo lenta como consecuencia de un viento muy inestable y poca intensidad.

Cabe recordar que el pasado año el comité organizador y el comité de regatas, una vez vistos los partes y alertas para la zona de la regata tomó la decisión de anularla.

Fotos

Vídeos