Calp usa un dron para luchar contra el envenenamiento de más perros

Dos agentes de la Policía Local de Calp maniobran con el dron. / LP
Dos agentes de la Policía Local de Calp maniobran con el dron. / LP

Benissa realizará batidas de limpieza coordinadas por el Seprona en las zonas donde se encontraron los animales muertos

R. C. CALP.

Los municipios de Calp y Benissa siguen preocupados por los recientes casos de envenenamiento de perros en sus zonas forestales. Por ello han iniciado actuaciones para evitar que estos trágicos sucesos se vuelvan a repetir. En el caso de la localidad del Penyal d'Ifac, desde el Ayuntamiento han decidido iniciar una vigilancia con un dron en las zonas forestales y de monte.

Según indicaron desde el consistorio, agentes de la Policía Local y de Protección Civil serán los encargados de llevar a cabo este moderno método de vigilancia. Las zonas que peinará el dron en busca de posibles vertidos de veneno serán las de Oltà, Empedrola, Barranc del Quisi, Pla Roig y Ràfol.

Por su parte, en Benissa se ha dado luz verde a la posibilidad de hacer una batida de limpieza que coordinará el Seprona, el servicio de Protección de la Naturaleza dependiente de la Guardia Civil, encargado de velar por la conservación de la naturaleza y los recursos hidráulicos, así como de la riqueza cinegética, piscícola y forestal.

La iniciativa se planteó durante la reunión celebrada el lunes, en la que participaron miembros de la corporación municipal y de los cuerpos de seguridad de la localidad para acordar nuevas acciones y para dar toda la información a los agentes implicados. En el encuentro se dio cuenta de los casos de envenenamiento que han llegado al cuartel de la Guardia Civil en Benissa, nueve en total.

Fotos

Vídeos