Las Provincias

Podemos Dénia pide una consulta ciudadana sobre el colegio de Jesús Pobre

  • Quieren que se evalúe el impacto ambiental y la problemática de circulación y en caso negativo buscar otro emplazamiento

El grupo municipal Podemos de Dénia se posicionó ayer frente al proyecto del nuevo colegio de Jesús Pobre y la Declaración de Interés Comunitario.

Según indicaron en un comunicado los ediles Antonio Losada y Alexander Rodenkirchen, el consistorio debería realizar una consulta ciudadana a fin de «buscar el máximo consenso a la hora de decidir un posible informe, sin precipitación y recabando todos los datos necesarios».

Losada y Rodenkirchen consideran que la postura de la EATIM de Jesús Pobre y la Asociación de vecinos de esta localidad «debe tener un gran peso en la decisión final». Pero, a su parecer, esta no debe ser definitiva porque creen que el impacto socioeconómico del proyecto afecta a toda la ciudadanía del territorio municipal.

En su comunicado reconocen algunos aspectos positivos como que el proyecto contemple la no edificabilidad del 50% de los 60.000 metros cuadrados y que los edificios solo constarán de dos alturas y superficies drenantes.

También ven positivamente que la concesión sea de 35 años con la obligación de volver el terreno a su estado original en caso de no prorrogarse y que, además, todo la infraestructura corre a cargo del promotor. Recuerdan que el coste para el ciudadano es cero y que el en el proyecto se contempla emplear energías renovables y cubiertas verdes.

Otro aspecto que desde Podemos advierten que hay que tener en cuenta es la posibilidad del proyecto de generar puestos de trabajo directos e indirectos. Los ediles indican que este punto les crea «ciertas dudas porque no se han cuantificado ni existe el compromiso real de la promotora».

Apuntan, además, la necesidad de confeccionar un informe técnico que evalúe el posible impacto ambiental así como los problemas de circulación que podría conllevar el citado proyecto. En caso de que este fuese desfavorable, opinan que debería buscar una ubicación alternativa.»

En cuanto a los aspectos legales afirman que eles preocupa que Conselleria pida al consistorio dianense la aportación de la certificación de notificación a colindantes y sus respectivas alegaciones. Según indican, «nos hace dudar de que pudiese existir extra limitación al emitir un dictamen desfavorable, lo que podría dar lugar a nuevos procedimientos judiciales, que conllevarían nuevos gastos, entre otros.

Por ello, recuerdan que es necesario solicitar un informe jurídico y medidas concretas para saber si existe dicha extra limitación o no por parte del Ayuntamiento. Recuerdan, también que la decisión final sobre la idoneidad o no del proyecto dependerá de Conselleria, «quien por mandato legal es el órgano competente para resolver, por lo que cualquier informe municipal tiene carácter preceptivo, no vinculante»