Las Provincias

Dénia y las otras cinco ciudades creativas españolas reclaman el apoyo del Gobierno

El alcalde de Dénia, Vicent Grimalt, y Cristina Sellés (Aehtma), con la delegación dianense. :: lp
El alcalde de Dénia, Vicent Grimalt, y Cristina Sellés (Aehtma), con la delegación dianense. :: lp
  • La delegación dianense viaja hasta las ciudades de Bergen y Östersund para reforzar el posicionamiento de la Marina Alta en el mapa y afianzar las relaciones

Dénia y las seis Ciudades Creativas españolas de la Unesco como Burgos, Barcelona, Sevilla, Bilbao y Granada solicitarán el reconocimiento del Gobierno como promotoras de la cultura y de la creatividad dentro y fuera del país, clave para obtener ayudas y subvenciones. Además trabajarán en proyectos conjuntos que les permitan acceder a financiación europea.

Esta fue una de las iniciativas acordadas en Östersund (Suecia) donde hubo una sesión de trabajo de los representantes de las ciudades españolas con la coordinadora del Programa de Ciudades Creativas en la que se acordó mantener una reunión con la Comisión Española de Cooperación con la Unesco, del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Y es que la capital de la comarca participó del 14 al 16 de septiembre, en la X Reunión anual de la Red de Ciudades Creativas que reunió en Östersund a representantes de las 116 ciudades creativas del mundo. Este encuentro sirvió para seguir la labor de «posicionar a nuestra ciudad en el mapa de las ciudades creativas» y afianzar las relaciones establecidas por ahora, según apuntaron ayer el alcalde, Vicent Grimalt, y la presidenta de Aehtma, Cristina Sellés.

En esta cita, según Grimalt, se evidenció que las designaciones de la Unesco ayudan a mejorar la marca de ciudad y sitúan a los miembros de la Red en el mapa mundial. Se trata, remarcó, de un «regalo cargado de responsabilidad, en el que nos comprometemos a trabajar desde la perspectiva de la inclusión social, la educación, el respeto por nuestra cultura y el medio ambiente».

Además, explicó que Dénia y la Marina Alta fueron seleccionadas para una sesión de buenas prácticas de las Ciudades Creativas, en la que se presentó el proyecto Biomoscatell de Benitatxell. La iniciativa despertó el interés del Instituto Internacional del Patrimonio Tradicional (USA) que creará un Banco Mundial del Conocimiento Tradicional que reúna y recopile el patrimonio tradicional de los territorios para preservarlo y darlo a conocer en todo el mundo mediante las nuevas tecnologías de la información.

Tras asistir a la exposición del Biomoscatell, dijo Grimalt, representantes de este centro colaborarán para la implementación del Banco Mundial del Conocimiento Tradicional en la comarca.

Designación

El alcalde reseñó que también se designó a Dénia como coordinadora del área de estrategia de desarrollo de la Red de Ciudades Creativas de la Gastronomía para que se encargue de la promoción de la cooperación entre ciudades y defina líneas de actuación. Una responsabilidad delegada por Östersund, la nueva coordinadora de la Red de Ciudades Gastronómicas, que reconoce «el trabajo realizado como ciudad creativa y nuestra participación activa en las actividades de la Red».

Grimalt se reunió también con profesores del colegio de Östersund que junto al colegio Pou y otros centros de Bergen y Parma, van emprender un proyecto multidisciplinar dentro del programa europeo Erasmus +. La primera reunión será en Dénia del 18 al 20 de octubre. En otra de las sesiones se acordó fomentar la movilidad y el intercambio entre estudiantes de cocina y profesionales de la restauración en el ámbito de las 18 ciudades creativas de la gastronomía del mundo.

Bergen Food Festival

Respecto al Bergen Food Festival, la feria gastronómica y de alimentación más importante de Noruega, el alcalde acudió junto a Aehtma, Biomoscatell y Bodegas Xaló, así como el cocinero Bati Bordes.

Según Cristina Sellés, es una feria en la que los expositores son productores agroalimentarios y que, a la vez, es un festival gastronómico abierto al público. La asistencia de la delegación de la Marina Alta suspuso además de participar en un encuentro al que asistían otras Ciudades Creativas de la Gastronomía, conocer un mercado «que es importante para nosotros».

El alcalde dijo que Bergen «es una ciudad estratégica para Dénia y la comarca porque abre un mercado muy interesante para nuestras empresas turísticas y agroalimentarias». Más de 4.000 personas pasaron por el stand de Dénia-Marina Alta, degustando los platos de nuestra gastronomía cocinados por Bati Bordes.