Las Provincias

Buena imagen del juvenil del Dénia ante el Torre Levante

El equipo juvenil A del Dénia dejó una gran imagen en su visita al campo de Orriols, en Valencia, donde empató a uno frente al Torre Levante. Los dianenses demostraron una gran madurez sobre el rectángulo de juego y jugaron de poder a poder frente a uno de los equipos favoritos para el ascenso.

Los valencianos, recién descendidos de la División de Honor, tienen una plantilla muy compactada que tiene el objetivo de lograr el ascenso. A pesar de ello, los chavales que dirige Guillermo Santosjuanes no salieron acomplejados, sino con mucho descaro, plantaron cara y no se arrugaron en ningún momento del choque.

El fuerte calor, con más de 40 grados, obligó al colegiado a parar el juego para que los equipos se pudiesen refrescar y tomar aliento. Un descanso que le vino muy bien al equipo dianense.

Fue el equipo de la Marina Alta el que golpeó primero y por mediación de Jordi Sirerol se adelantó en el marcador en el minuto 38. Un tanto psicológico que dejo aturdido a los valencianos.

En la segunda mitad los azulgranas tomaron más riesgos y en el 56 el delantero González cazó un remate que batió al portero dianense.