El Levante no negociará por sus principales futbolistas en invierno

Bardhi celebra su gol ante la Real Sociedad. / jesús signes

El club se anticipa a las ofertas que puedan llegar en enero para llevarse a sus estrellas y se remite a la cláusula de cada uno para mantener el bloque

JOSÉ MOLINS VALENCIA.

El sensacional inicio de temporada del Levante le señala ya como el equipo revelación de la Liga, al situarse en puestos europeos y sin conocer la derrota después de cinco jornadas. Las brillantes actuaciones de los jugadores granotas están llamando la atención de muchos clubes potentes y el mercado de fichajes que se abre en enero se presenta como una posible amenaza ante el gran momento de los azulgranas. La entidad de Orriols ha decidido que no va a negociar en invierno por ninguno de sus principales futbolistas y solamente se remite a sus cláusulas de rescisión.

El club descarta ahora mismo rebajar el precio de sus jugadores claves a mitad de temporada porque considera que el mejor negocio que puede hacer no es vender a un futbolista importante, sino mantenerse en Primera. Pese a que todavía tiene deuda con sus acreedores, especialmente con dos bancos, la situación económica del Levante permite que la directiva pueda rechazar ofertas millonarias este invierno si no cuentan con el visto bueno de la dirección deportiva.

Las ventas el pasado verano de Camarasa y Deyverson dejaron muy bien encarrilado el panorama financiero granota, aunque ambos traspasos se cobrarán a plazos y por tanto el club sólo ha recibido por ahora una parte de los 12 millones de ambas operaciones. Pero el club tiene claro que la base de su crecimiento es el ingreso que garantiza la televisión por estar en Primera, así que no pondrá en riesgo su nivel deportivo dejando escapar a los jugadores que mejor rendimiento están ofreciendo, ya que si se debilitara, en la segunda vuelta de la Liga podría pagarlo caro.

No obstante, si el equipo continúa a este excelente nivel que está demostrando, incluso las cláusulas de rescisión de algunos futbolistas granotas se pueden quedar cortas para retenerlos en el mercado de enero, dada la alta capacidad económica que tienen los clubes en otras ligas, especialmente en la Premier League británica.

Jefferson Lerma tiene la cláusula más alta en su contrato, con 30 millones de euros, mientras que la de Enis Bardhi asciende a 25. Se trata de dos piezas clave del proyecto, pese a que el colombiano ahora está lesionado. Pero cada gol del macedonio, que volvió a marcar contra la Real Sociedad, hace subir más su cotización y le sitúa como una de las grandes revelaciones de Europa.

Además, el sobresaliente nivel defensivo de Chema Rodríguez en su debut en la máxima categoría, unido a su memorable gol del pasado jueves le sitúan como uno de los jugadores que van a estar más vigilados por ojeadores de otros clubes en los próximos meses. El valor de la rescisión del central manchego ha aumentado este verano automáticamente con el ascenso y ahora llega a los 12 millones de euros.

Por las piezas clave los granotas no van a negociar, pero lógicamente sí por el resto de jugadores que no tienen un papel tan determinante en el equipo, en función de lo que ofrezca el mercado. Por el momento el club no ha iniciado ninguna negociación para mejorar el contrato de algún futbolista, ya que pretenden que avance un poco más la temporada.

Fotos

Vídeos