Las Provincias

Corea del Norte lanza un misil balístico que cae en aguas de Japón

video

Lanzamiento de un misil por Corea del Norte. / Efe

  • Es el segundo lanzamiento en dos semanas y el primero desde que el nuevo presidente sucoreano Moon Jae-In llegó al poder, tras las elecciones anticipadas celebradas esta semana

  • "Que esta última provocación sirva de llamado a todas las naciones para implementar sanciones mucho mas fuertes", dijo la Casa Blanca en un comunicado sobre el incidente

Corea del Norte disparó un misil balístico este domingo, un lanzamiento efectuado desde una provincia del norte del país, que constituye el primer ensayo militar de Pyongyang desde la llegada al poder en Seúl del nuevo presidente, Moon Jae-In.

El misil balístico, lanzado desde la estación de Kusong, en el noroeste del país, fue disparado hacia las 05:30 hora local (22:30 hora española) y recorrió cerca de 700 kilómetros, indicó el Estado Mayor Conjunto de Seúl. "Corea del Sur y Estados Unidos están analizando más detalles sobre el misil", dijo la entidad en un comunicado sin dar más precisiones.

Este es el segundo lanzamiento de un misil en dos semanas, y el primero desde que el nuevo presidente sucoreano Moon Jae-In llegó al poder, tras las elecciones anticipadas celebradas esta semana. En febrero, Pyongyang, lanzó un misil desde la misma posición y el proyectil logró recorrer cerca de 500 kilómetros. Tras el lanzamiento, Moon convocó una reunión de emergencia con su gabinete de seguridad, informó su portavoz.

El primer ministro japonés, Shinzo Abe, calificó el lanzamiento del misil como algo "totalmente inaceptable" y como "una grave amenaza" para Tokio. El misil se mantuvo en el aire durante una media hora, antes de caer en el mar de Japón, que se encuentra entre los dos países, informó el portavoz del gobierno japonés, Yoshihide Suga.

Otra prueba, que había sido lanzada en marzo, también cayó en una zona provocativamente cercana a Japón, desatando alarma en Tokio.

Pyongyang ha lanzado dos pruebas atómicas y docenas de ensayos de misiles desde el inicio del año pasado, en su intento por desarrollar un sistema nuclear que pueda golpear territorio estadounidense.

Washington ha advertido que todas las opciones militares están sobre la mesa, pero recientemente el presidente estadounidense, Donald Trump, suavizó su discurso y dijo que estaría "honrado" de reunirse con el líder norcoreano Kim Jong un. En su discurso de toma de poder, Moon, que contrariamente a sus predecesores es favorable al diálogo, dijo que está dispuesto a visitar Pyongyang, si se dan las "circunstancias" adecuadas.

El sábado, una alta funcionaria de la diplomacia de Corea del Norte afirmó que el régimen de Pyongyang aceptaría establecer contactos con Estados Unidos si se dieran las "condiciones adecuadas".

Choe Son-Hui, jefa del la oficina para Norteamérica del ministerio de Exteriores de Corea del Norte, dijo a la prensa en el aeropuerto de Pekín que su país establecería un "diálogo" con la administración del presidente Donald Trump si se dan las "condiciones adecuadas".

La responsable hizo estas declaraciones a su regreso de Oslo, donde se entrevistó con académicos y exresponsables estadounidenses, entre ellos Thomas Pickering, exembajador estadounidense, y Robert Einhorn, exconsejero del Departamento de Estado para la no-proliferación y el control de armas, según indica la agencia surcoreana Yonhap.

Interrogada sobre si Corea del Norte está dispuesta a dialogar con el gobierno del Sur, la diplomática norcoreana Choe respondió en Pekín: "Ya veremos".

Trump pide duras sanciones

El presidente estadounidense Donald Trump llamó a adoptar sanciones más fuertes contra Pyongyang. "Que esta última provocación sirva de llamado a todas las naciones para implementar sanciones mucho mas fuertes contra Corea del Norte", dijo la Casa Blanca en un comunicado.

Corea del Norte "ha sido una amenaza flagrante por demasiado tiempo", agrega el comunicado. "Corea del Sur y Japón han estado siguiendo esta situación de cerca junto a nosotros".

Washington ha advertido que todas las opciones militares están sobre la mesa, pero recientemente el presidente estadounidense, Donald Trump, había suavizado su discurso y dijo que estaría "honrado" de reunirse con el líder norcoreano Kim Jong un.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate