Las Provincias

Rescatan en Nicaragua a veinte mineros sepultados durante más de treinta horas

Uno de los mineros rescatados.
Uno de los mineros rescatados. / Reuters
  • Quedaron atrapados a 800 metros de profundidad después de que las instalaciones de la vieja mina, situada en Bonanza, se vinieran abajo

Los equipos de rescate han logrado salvar la vida en la noche del viernes a un grupo de veinte mineros informales que habían quedado atrapados tras un derrumbe en una mina de oro en el norte de Nicaragua, según ha confirmado la portavoz del Gobierno, Rosario Murillo.

Previamente Murillo había dicho que los veinte mineros localizados eran parte de un total de 29 atrapados el pasado jueves tras un deslizamiento de tierra provocado por las fuertes lluvias. Dos trabajadores ya habían sido rescatados, mientras que el paradero del resto aún se desconoce.

La funcionaria ha comentado a una radio local que continuarán las labores de búsqueda durante la noche para tratar de dar con los otros mineros. Asimismo, ha indicado que las veinte personas rescatadas ya se encuentran en un hospital de la zona. El viceministro de Gobernación del país, Carlos Nájar, ha añadido por su parte que un grupo de 17 bomberos especializados ha usado una entrada alterna a la mina para poder llegar a los mineros.

Julio Quintero, jefe de la compañía minera nicaragüense Hemco, filial de la firma colombiana Mineros SA, ha explicado que la mina en el proyecto Bonanza, ubicada a unos 420 kilómetros al noreste de Managua, fue cerrada hace aproximadamente cuatro años después de que se considerase insegura. Sin embargo, los mineros continuaron trabajando pese a las órdenes de la empresa, y Quintero asegura que Hemco continuó comprándoles minerales hasta la semana pasada. La minería informal es legal en el empobrecido país centroamericano, donde sirve como una vía para que más personas se beneficien de la industria.

En un comunicado, la colombiana Mineros dijo que el derrumbe se produjo la madrugada del jueves en la montaña El Comal, a cuatro kilómetros de su mina en Bonanza. La mina había sido gravemente afectada por las lluvias estacionales en el pasado, según ha añadido la compañía. De hecho, hace solo dos meses otro deslizamiento de tierra le costó la vida a otros dos mineros.