Xirivella instala desfibriladores en seis edificios municipales

Uno de los nuevos desfibriladores instalados en zonas de uso común municipal. / lp
Uno de los nuevos desfibriladores instalados en zonas de uso común municipal. / lp

M. C.

xirivella. Xirivella es un municipio cada vez más cardioprotegido. La población suma ya seis desfibriladores en instalaciones municipales. La Concejalía de Sanidad acaba de instalar tres nuevas unidades en el Teatro Auditorio Municipal Pepe Correa, en el espacio municipal Zamarra (donde está el Hogar de las Personas Jubiladas y la Policía Local) y en el Polideportivo del barrio de la Luz.

De esta manera ya son seis los desfibriladores a disposición de la ciudadanía. El resto está ubicados en el Polideportivo Ramón Sáez, la piscina municipal cubierta y el campo de fútbol del barrio de la Luz. «Un desfibrilador y una buena asistencia médica pueden ser la salvación para una persona que esté sufriendo una parada cardíaca», destaca el alcalde Ricard Barberà.

El Ayuntamiento formará una treintena de trabajadores y trabajadoras municipales, sobre todo conserjes y auxiliares, que recibirán instrucciones sobre la manera de actuar en caso de emergencia y las indicaciones necesarias para hacer un uso adecuado de los aparatos en caso de urgencia. En el primer minuto después de una entrada en parada «existe un 90% de posibilidades de reversión».

Fotos

Vídeos