Vecinos de Port Saplaya reclaman una zona verde acondicionada para el barrio

Situación actual del solar en Port Saplaya. / lp
Situación actual del solar en Port Saplaya. / lp

Los residentes denuncian estar «más de 20 años esperando» este espacio y solicitan al Consistorio «un lugar para ocio y deporte multigeneracional»

DANIEL NAVARRO ALBORAYA.

Una parcela de tierra, con focos de vegetación salvaje, equipamientos deportivos viejos y oxidados y en la que hay que ir esquivando las heces y orines de los perros. Esta es la «zona verde y deportiva» que los vecinos de la zona norte de Port Saplaya tienen a escasos metros de sus casas y que aseguran «es un gran solar abandonado, sin ningún tipo de mantenimiento».

Así lo denunciaron a este periódico representantes de la Asociación Cívica y Cultural de este barrio marítimo de Alboraya, que subrayan llevan «más de 20 años luchando por tener un espacio verde en el distrito, en el que poder disfrutar tanto niños como mayores, y que el Ayuntamiento no hay manera de que nos conceda».

En concreto, los residentes quieren que esta dotación para el tiempo libre se ubique en una gran parcela, situada en la parte norte de esta zona residencial, a escasos metros del paseo marítimo y junto al edificio Palau.

La explanada, en el sector norte del distrito, «está abandonada y es peligrosa para los niños» El anterior Ejecutivo proyectó un gran centro deportivo con piscina cubierta y aparcamiento

El anterior Ejecutivo del Partido Popular proyectó convertir este terreno en un gran epicentro deportivo, anexo a una piscina cubierta y con un aparcamiento subterráneo para solucionar los problemas de aparcamiento de la zona. Sin embargo, el inicio de la crisis y el cambio en el equipo de gobierno dejó esta inversión paralizada.

En la actualidad «la zona se utiliza como descampado, a pesar de que hay carteles advirtiendo de que no tiene este uso, pero tampoco contamos con ninguna área destinada a pipican». «El Ayuntamiento trajo hace unos meses unas porterías viejas, pero eso no lo utiliza nadie porque aquello no está preparado para que nadie juegue allí», detallaron los perjudicados. «No se puede dejar allí a los niños porque es peligroso, y están a merced de cualquier plaga o de hacerse daño».

«Entendemos cual es la situación económica de las cuentas públicas, pero nosotros no pedimos una gran inversión, ya que se puede hacer algo digno y útil sin demasiado dinero», explicaron los afectados. En esta línea, recalcaron que «hemos pedido muchas veces al primer edil, Miguel Chavarría, que lo que queremos es tener un espacio multigeneracional, para que puedan disfrutar desde los más pequeños, hasta los más mayores».

Los vecinos plantean crear «un jardín vallado, que durante las noches este cerrado por seguridad, y que tenga diferentes dotaciones deportivas para jugar a fútbol y baloncesto, mesas de ping pong, campos de petanca, pistas de skate y un área de parque con suelo de goma».

«Aquí no tenemos ningún lugar donde la gente pueda disfrutar del tiempo libre, más que los bares, y necesitamos alguna instalación de estas características, que cumpla funciones tanto recreativas como deportivas», aseveraron.

Precisamente, recordaron que «no pedimos más que lo que ya se tiene en el casco urbano y en La Patacona. Allí tienen polideportivos, campos de fútbol y todos los servicios, lo que no puede ser es que nosotros nos quedemos atrás, porque somos los más aislados, y los que menos cosas tenemos». Además, añadieron que «tiene que ser el Ayuntamiento el que se mueva, el alcalde nos prometió que arreglaría esto desde el comienzo de la legislatura y no se ha hecho absolutamente nada en este aspecto. Hay inversión cero en el barrio». «El regidor no puede pretender que le lluevan las iniciativas del cielo, tiene que hacer un proyecto que solucione los problemas que hay en Port Saplaya, porque somos muchos vecinos, que no solo podemos servir para pagar impuestos». «Aquí ya no nos sirven las excusas, como se nos hizo con la piscina, porque según el Plan General estos terrenos son 100% públicos y el Consistorio puede hacer aquí lo que necesitamos, lo único que falta es un poco de voluntad», señalaron desde la agrupación.

Fotos

Vídeos