Recogen firmas para lograr un espacio protegido para gatos callejeros en Massanassa

Una calle del polígono de Massanassa. / lp
Una calle del polígono de Massanassa. / lp

Animalistas piden al Consistorio cumplir «lo prometido» y «frenar la ola de envenenamientos de felinos en la localidad»

DANIEL NAVARRO MASSANASSA.

La asociación animalista de Colonias de Gatitos de Massanassa ha iniciado una recogida de firmas a través de la plataforma change.org con el objetivo de conseguir la creación de un espacio protegido para las colonias de felinos en la localidad.

De acuerdo con la denuncia pública de esta agrupación «los gatos ferales de las colonias de Massanassa están siendo cruelmente aniquilados y condenados a una muerte injusta. Esto supone un delito, ya que transgrede la Ley de Protección Animal. Los cuidadores a cargo de dichos gatos, refieren que su número ha disminuido drásticamente y que, no sólo no han recibido «ningún apoyo ni ayuda por parte del Consistorio» sino que, se les ha instado «a hacerse cargo de otros gatos existentes en el polideportivo de dicha localidad, que probablemente tendrían el mismo futuro».

En esta línea, los responsables solicitan a las autoridades «que proporcionen un espacio protegido y habilitado para los gatos supervivientes y para que los alimentadores que los cuidan puedan continuar con su labor totalmente altruista». La actuación, que ha reunido más de 2.000 firmas en tan solo unos días, busca presionar al Ayuntamiento, después de que, tal y como ya avanzó LAS PROVINCIAS, los animalistas se enfrentaran al equipo municipal por «no cumplir con lo prometido».

Precisamente, desde esta agrupación ya habían presentado varias denuncias en la Guardia Civil de Alfafar por el envenenamiento de varias colonias de gatos callejeros desde principio de año, elevando hasta 25 los felinos que han aparecido asesinados, mientras otros 25 han desaparecido y no han podido ser localizados.

Representantes de esta agrupación se reunieron con miembros del Consistorio recientemente, el cual avanzó a este periódico que estaba trabajando en la creación de un convenio para mejorar la situación de los felinos. En el documento, estaba previsto que se contemplara la subvención de castraciones y la creación de espacios donde alimentarlos. Sin embargo, el Ejecutivo aseguró después que «no dispone de parcelas municipales en el polígono industrial, por lo que solo se podrá crear una zona de estas características a las afueras de la localidad». Los responsables acudieron al Ayuntamiento y solicitaron un mapa con los espacios donde hay solares municipales en los cuales se podría ejecutar la iniciativa. Lamentaron que «no se haya tomado ninguna nueva medida para frenar las muertes».

Fotos

Vídeos