Puçol proyecta una ronda que conecte la zona de la Barraca con la CV-3307

El cruce entre el Camí de Llíria y Mangraners. / lp
El cruce entre el Camí de Llíria y Mangraners. / lp

El Consistorio encarga la redacción de la obra, que costará medio millón de euros, y propone también crear una rotonda en el cruce entre el Camí de Llíria y Mangraners

DANIEL NAVARRO PUÇOL.

El Ayuntamiento de Puçol última los detalles para adjudicar, durante el mes de septiembre, la redacción de tres proyectos destinados a mejorar la accesibilidad y la circulación en el municipio así como recalificar a uso residencial la parcela que ocupaba la factoría de Cointra.

El primer proyecto es la creación de un acceso desde la CV-3307 a la zona residencial de la Barraca sobre el barranco Pascual, ya sea puente o rotonda. La intención del Ayuntamiento es, al enlazar Mercé Rodoreda con la avenida de Corts Valencianes, abrir una ronda que permita circular con facilidad alrededor del casco urbano de Puçol

«Se trata de un objetivo largamente esperado que, tras 9 años, se va a llevar a cabo, ya que la Confederación Hidrográfica del Júcar no permitía ninguna actuación a menos que se realizara el desvío de las aguas que circulaban por el barranco, algo que cambió el pasado 6 de julio al finalizar unas obras que se demoraron debido a la crisis económica y que dirigen el cauce al barranco del Puig», explicaron desde la concejalía de Urbanismo. El presupuesto para redactar este primer proyecto asciende a 49.500 euros y el coste para llevar a cabo la futura obra se sitúa en torno a 438.000 euros.

El segundo proyecto, para mejorar el tráfico en el cruce entre el Camí Mangraners y el Camí de Llíria, consiste en diseñar una solución viable económicamente. «Pretendemos construir una rotonda que regule la velocidad, ya que hay mucho tráfico en esa vía pero ningún elemento que lo regularice», señalaron

La redacción del proyecto tiene un coste previsto de 3.800 euros y el presupuesto de la futura rotonda se sitúa en torno a 64.000 euros.

Asimismo, también se adjudicará en las próximas semanas la redacción de una tercera actuación, la cual se refiere al área que ocupaba la antigua fábrica de Cointra, hoy por hoy una parcela de uso industrial que se sitúa en medio de un espacio urbano. El Ayuntamiento pretende cambiar el uso de la parcela a zona residencial, lo que supone redactar un plan de reforma interior que modifique el Plan General de Ordenación Urbana en la zona de la factoría. El presupuesto para redactar este proyecto es de 37.500 euros.

El Consistorio busca evitar que haya una zona industrial en medio de una zona urbana, porque Puçol ya dispone de dos polígonos.

Fotos

Vídeos