Un nuevo choque en Paterna deja colas de 9 kilómetros en el 'bypass'

J. A. M. / M. C. PATERNA.

Tercer colapso consecutivo en las carreteras de Valencia. Si el lunes y el martes la V-30 sufría graves complicaciones para la circulación, a causa de dos accidentes de tráfico, ayer le llegó el turno a otra transitada vía: el tramo de circunvalación de la A-7 (by pass), escenario de un choque en Paterna.

El siniestro consistió en un alcance entre varios vehículos ocurrido en el kilómetro 335 en sentido hacia Alicante. Según fuentes del Centro de Gestión de Tráfico de Valencia, ocurrió poco después de las ocho de la mañana, en uno de los momentos del día con mayor circulación por los desplazamientos matutinos de conductores para ir a trabajar.

Las colas acabaron llenando 9 kilómetros del 'bypass', entre el kilómetro 335 y el 326. Según Tráfico, no hubo que lamentar víctimas, pero sí fue necesario reducir carriles para asistir a los afectados y retirar los vehículos implicados. La circunvalación del área metropolitana no recobró la normalidad hasta pasadas las diez de la mañana.

No es el único siniestro que ha provocado colas y retenciones en Paterna y los accesos a sus zonas industriales, especialmente en Fuente del Jarro, en los últimos días. La semana pasada volvieron a colapsarse los accesos en todo el entramado empresarial, al generarse varios kilómetros de retenciones en la V-30 y diversas vías del área metropolitana por otro accidente.

Desde la Asociación de Empresarios de Fuente del Jarro volvieron a reclamar al Ministerio la ampliación de la N-220 para acabar con colapsos diarios de tráfico. «Dicha vía de comunicación, utilizada diariamente por trabajadores de Fuente del Jarro, así como de otros polígonos de la zona y por vecinos de Paterna, Manises, Ribarroja o los propios usuarios del aeropuerto, supone un embudo en el que se ven atrapados diariamente cientos de vehículos», destacaron.

Fotos

Vídeos