El Consell desbloquea el soterramiento del metro en Burjassot con 10 millones de euros

Representantes y vecinos en una de las protestas convocadas para reclamar el soterramiento. / lp
Representantes y vecinos en una de las protestas convocadas para reclamar el soterramiento. / lp

La Conselleria inicia el proceso de contratación de la actuación para finalizar la infraestructura inacabada desde el año 2011

MARINA COSTA VALENCIA.

La Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio invertirá más de diez millones de euros en finalizar las obras de soterramiento de la línea 1 de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) en Burjassot, una infraestructura inacabada desde el año 2011.

El proyecto se desbloquea con el inicio del proceso de contratación de esta demandada intervención que cierra, prácticamente, una década de esperas y que cambiará la fisonomía urbanística de todo un barrio que ha permanecido estos años encapsulado en una obra inconclusa.

Según anunció ayer la Generalitat, con este paso se cumple «con el compromiso adquirido con el alcalde de esta localidad, Rafa García, con un conjunto de obras que permitirán el soterramiento y aportarán un aumento de la seguridad, mejoras en funcionalidad y capacidad de la línea y recuperación del entorno urbano», según destacó ayer el director general de Obras Públicas, Transporte y Movilidad, Carlos Domingo.

El director general señaló que ya se ha iniciado el proceso de contratación de las obras de las que «actualmente solo está ejecutada la del túnel pero sin la electrificación, la señalización, los equipamientos ni las instalaciones».

En este sentido, las obras de conexión de la infraestructura ferroviaria con el soterramiento ascienden a prácticamente diez millones de euros, sin contar la asistencia técnica (otro medio millón de euros), en una iniciativa que atiende a una «justa reivindicación de los vecinos del municipio y a la que se comprometieron a dar respuesta el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y la consellera María José Salvador».

Las obras, que consisten en la conexión ferroviaria de la estación de Empalme con el soterramiento ya existente, la conexión ferroviaria del soterramiento existente con la vía en sentido Bétera, así como la finalización de la urbanización de superficie sobre las vías soterradas, «se realizarán sin interrumpir el servicio ferroviario en ningún momento», puntualizó Domingo.

Por último, este proyecto que permitirá poner en servicio el soterramiento de la línea 1, a su paso por Burjassot, también dará continuidad a la avenida Burjassot de Valencia, hacia el núcleo urbano de Burjassot, a través de la calle Valencia mediante la retirada de la vía existente que quedaría fuera de servicio, según detallaron desde Obras Públicas.

Este trámite cierra numerosas protestas y reivindicaciones, cortes de vía simbólicos y campañas de recogida de firmas reclamando la culminación de una obra que ha mantenido atrapado al barrio del Empalme.

Entidades como la Federación de Asociaciones de Vecinos de Burjassot han organizado actos reivindicativos, como el que se produjo en marzo de 2016, cuando más de un centenar de personas efectuaron un corte simbólico de las vías, con el despliegue de una pancarta en la que podía leerse 'Per dignitat, soterrament de les vies ja'.

Numerosos colectivos y representantes como la Asociación de Vecinos del Empalme han reclamado durante este tiempo mejoras en materia de seguridad para acabar con los accidentes, algunos de ellos incluso mortales.

Más

Fotos

Vídeos