Avalancha de llamadas a Catarroja pidiendo la devolución de las multas

Uno de los semáforos con fotorrojos de Catarroja. / lp
Uno de los semáforos con fotorrojos de Catarroja. / lp

Las cámaras cazaron en el mes de octubre una media de 30 conductores al día que se saltaron algún fotorrojo

ADA DASÍ CATARROJA.

La sentencia del Tribunal Supremo que anula una de las sanciones interpuestas por los fotorrojos de Catarroja ha hecho que se dispare el interés de los afectados por saber si pueden reclamar el dinero que han pagado de las multas. El lunes, el Ayuntamiento recibió una avalancha de llamadas preguntando por esta cuestión y las plataformas de afectados se han vuelto a movilizar a través de las redes sociales tras conocer la noticia que abre una esperanza para recuperar lo pagado.

Y es que, pesar de que los fotorrojos de Catarroja son más que conocidos en la comarca por la polémica que se creó tras su puesta en marcha sin previo aviso, aún hay conductores que no temen pisar el acelerador cuando ven el disco del semáforo en rojo a su paso por el municipio. El pasado mes de septiembre, las seis cámaras instaladas pillaron a 888 vehículos cometiendo la infracción y en octubre el número alcanzó su pico más alto con 953, lo que supone una media de cerca de 30 multas al día.

DATOS

27.107
Son las multas que han emitido los seis fotorrojos de Catarroja desde julio de 2015 hasta noviembre de 2017.
2018
El contrato con la empresa finaliza en el mes de diciembre.

En noviembre las infracciones bajaron hasta 554, aunque sigue siendo una cifra muy elevada teniendo en cuenta la difusión que se ha hecho de las cámaras, los carteles que advierten de su presencia y la ampliación de los segundos en los que el semáforo permanece en ámbar antes de cambiar a rojo, medidas tomadas por el Ayuntamiento con el fin de reducir las sanciones.

No obstante estas cifras, están muy lejos de las 5.165 que se registraron en julio de 2015, nada más poner en funcionamiento los fotorrojos. Desde entonces y hasta el pasado mes de noviembre, las multas ascienden a un total de 27.107, sólo en Catarroja, de las que el Ayuntamiento ha cobrado 17.013, más de un 60%.

Tras la sentencia del Tribunal Supremo ante el recurso de casación del Consistorio catarrojense, que solo anula una de las sanciones, las plataformas de afectados por los fotorrojos se han puesto de nuevo en marcha. Fuentes municipales advierten que, en el caso de que hubiera que devolver el dinero, «el Ayuntamiento no tendría problemas para hacerlo», aunque insisten en que «el contrato sigue en vigor, y no hay ningún informe que avale su rescisión sin tener que pagar una indemnización a la empresa».

No obstante, aunque los afectados recuperaran su dinero, 200 euros por sanción con un descuento de la mitad por el pago anticipado, todavía faltaría averiguar si, de igual forma, la Dirección General de Tráfico (DGT), también tiene que devolverles los cuatro puntos del carné que perdieron por la infracción.

Catarroja es el municipio que más fotorrojos tiene de los seis que se sumaron al convenio para instalarlos a través de la Mancomunidad de l'Horta Sud. El contrato se firmó a finales de 2014 pero las cámaras no empezaron a funcionar hasta el verano del siguiente año. Fuentes consultadas por este periódico estiman que los seis fotorrojos fueron a parar a Catarroja porque el convenio estipulaba la instalación de 15 y el resto de Ayuntamientos no llegaron al cupo. Así, Sedaví y Massanassa tienen dos, mientras que Beniparrell y Picanya cuentan con uno, los tres restantes son de Quart de Poblet, que nunca los puso en funcionamiento.

Aunque los cinco municipios han tenido reclamaciones, el Consistorio catarrojense ha sido el que más informes ha solicitado para liberarse del poder recaudatorio de los fotorrojos. La última actuación fue el recurso de casación interpuesto ante el Tribunal Supremo y que ha dado lugar a esta sentencia que solo anula una de las multas porque no se dispone del control metrológico.

Fotos

Vídeos