Las Provincias

Rocafort diseña áreas naturales y lúdicas en su futuro pulmón verde

Rocafort diseña áreas naturales y lúdicas en su futuro pulmón verde
  • El anteproyecto del Parc del Poble elaborado por el Consistorio plantea un jardín multigeneracional que continúe la línea paisajística de la huerta

El Ayuntamiento de Rocafort ha dado los primeros pasos para desbloquear uno de los proyectos municipales más ambiciosos de los últimos años, la urbanización del Parc del Poble a Ramón Fontestad. La actuación pretende convertir este espacio, que actualmente es un solar de casi 17.000 metros cuadrados junto a la acequia de Moncada y Massarojos, en un enorme pulmón verde para la localidad, que conserve un espacio natural de vegetación y otra zona lúdica para el disfrute de los vecinos.

Así se desprende del anteproyecto encargado por el Ejecutivo, al cual tuvo acceso LAS PROVINCIAS, que se presentará hoy a los residentes en la Casa de la Cultura, en unas jornadas que darán inicio al proceso de participación que el Consistorio ha creado para que los vecinos puedan elegir los usos que prefieren de las propuestas ofrecidas en este anteproyecto; así como aportar nuevas sugerencias.

«Queremos crear un jardín que sirva de conexión entre la zona de huerta y el núcleo urbano», explicó el primer edil del municipio, Víctor Jiménez. «La idea que hemos planteado es la de llevar a cabo un proyecto que sirva para reforzar el encanto visual de todo el entorno y dote de un mayor valor paisajístico al municipio», manifestó el alcalde.

De acuerdo con la idea presentada, se diferencian dos grandes zonas, divididas por un gran paseo que conecte los tres accesos principales al jardín. La parte este, sería un amplio bosque donde predomine la vegetación y el arbolado, que permita conservar los cañales protegidos autóctonos. Además, también se contempla una explanada de prado y esparcimiento multidisciplinar.

«Esta es la zona que consideramos más primordial, ya que es imprescindible la creación de una gran zona ajardinada en lo que actualmente es un parcela agreste sin ningún uso», detalló Jiménez.

Por su parte, en la zona oeste se contempla la creación de un amplio abanico de espacios, para dotar la instalación de un carácter polivalente y para todo tipo de públicos. Junto al acceso sur se propone la creación de una gran plaza, en el que podría contemplarse la inclusión de algún local o puesto de restauración para el descanso de los usuarios.

Asimismo, se propone la creación de una gran parcela de huertos urbanos, que continúe así los campos del entorno, y que podrían abrirse a talleres o actividades vecinales. De la misma manera, se estudia incluir una gran explanada, la parte que exige mayores elementos constructivos, en el que se pretenden combinar infraestructuras de ocio, deportivas y de descanso.

«Queremos crear una instalación que no esté exclusivamente enfocada a un único público, y en el que quepan los más pequeños, los jóvenes, las familias y la gente más mayor», detalló el regidor municipal. «La idea es poder incluir en esta parte del parque emplazamientos para el ocio y el deporte, como pistas de skate o un lugar para que las bandas y orquestas toquen música al aire libre, ya que las dotaciones actuales que hay en el municipio se han quedado pequeñas», detalló el portavoz socialista.

Además, se pretende crear superficies para que las asociaciones y agrupaciones locales puedan llevar a cabo sus actividades al aire libre y en el que será un entorno verde privilegiado en el municipio.

De acuerdo con el anteproyecto, la obra culminaría con una segunda plaza en el acceso norte, y en el que se incluiría un aparcamiento para vehículos, ante la previsión de que vecinos de municipios colindantes quieran disfrutar de este jardín. Además, el parque estaría rodeado en su totalidad por el actual forjado que sufragó la corporación provincial hace ya una década, para proteger el solar de la degradación.

No obstante, el primer diseño sigue abierto a todas las modificaciones que se extraigan de esta consulta ciudadana, un proceso coordinado por el equipo de arquitectos encargados de diseñar este plan, que mediante talleres, exposiciones y encuestas, buscan recoger la opinión de los futuros usuarios del parque, tomando como punto de partida este borrador. «Animamos a todos los residentes a participar en esta consulta, así como a toda la gente que quiera disfrutar de esta instalación, ya que queremos que los usos del jardín sean decididos por ellos», subrayó Víctor Jiménez.

De acuerdo con el Equipo de Gobierno la idea es, una vez llevado a cabo este proceso de participación, redactar el proyecto definitivo y poder incluso comenzar las obras antes de terminar la legislatura. «Tenemos una partida reservada de cerca de 180.000 euros para la ejecución de las obras de la primera fase. No obstante, estamos trabajando para poder acogernos a ayudas de la Diputación o de las Instituciones Europeas para sufragar al completo la actuación».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate