Las Provincias

Paterna bonificará el impuesto de construcción y actividad a las firmas afectadas por el fuego

Una de las empresas arrasadas por el incendio de Indukern. :: m. c.
Una de las empresas arrasadas por el incendio de Indukern. :: m. c.
  • El alcalde anuncia la modificación de varias ordenanzas municipales con más exenciones para afectados por siniestros como el incendio de la semana pasada

El Ayuntamiento de Paterna bonificará el Impuesto Municipal de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) y el de Actividades a las empresas afectadas por el incendio de la empresa química Indukern la pasada semana.

El alcalde Juan Antonio Sagredo anunció ayer esta medida que se sumará a un estudio de las principales ordenanzas municipales para incluir más bonificaciones y/o exenciones a empresas que sufran sucesos concretos como el registrado en Fuente del Jarro.

El objetivo del Consistorio «es ayudar en todo lo que pueda a las empresas siniestradas, contribuyendo a la reactivación de sus negocios en la localidad, mediante las exenciones fiscales que contemplan las ordenanzas municipales que regulan los principales impuestos de las empresas, como son el Impuesto Municipal de Construcciones, Instalaciones y Obras y el de Actividades Económicas».

Daños catastróficos

Así, las entidades afectadas pueden acogerse al artículo 7.3 a) de la Ordenanza Reguladora del ICIO, que establece «una bonificación del 95% para las construcciones, instalaciones u obras en las que concurran circunstancias sociales de daños catastróficos».

También la Ordenanza Fiscal contempla una bonificación del IAE a aquellas empresas que tengan rendimiento negativo en su actividad económica por algún suceso, «lo que permitirá a las firmas dañadas pedir la rebaja de este impuesto en el próximo ejercicio fiscal».

El equipo de gobierno trabaja, además, para modificar estas dos ordenanzas municipales y adecuarlas a la realidad actual con el objetivo de que contemplen en su articulado bonificaciones y/o exenciones para situaciones específicas como la sucedida la semana pasada», destacó el primer edil. También se quiere, desde el área de Empresa, modificar la ordenanza relativa a la concesión de licencias ambientales y declaraciones ambientales, donde actualmente no se prevé ninguna bonificación.

Las seis empresas más afectadas por el fuego continúan tramitando partes con los peritos y buscando salidas o alternativas a las que agarrase pero las dificultades en estos casos «son enormes. Las firmas que lo han perdido todo o casi todo tienen que volver a empezar de cero y eso va a generar problemas de liquidez muy serios. Estamos hablando de reconstruir naves enteras, comprar de nuevo toda la maquinaria, adquirir materiales de producción... la inversiones necesarias serán millonarias», explicó ayer el gerente de Asivalco, Joaquín Ballester.

Por ello, la principal reclamación desde la Asociación de Empresarios de Fuente de Jarro es «que las ayudas que ya se han previsto no se demoren demasiado para agilizar la recuperación de estas empresas. También sería importante acelerar las tramitaciones y licencias en la medida de lo posible. Las empresas que lo han perdido todo tenían una buena cuota de mercado y no hay que olvidar que los ingresos de más de 200 familias están de momento en el aire. La voluntad de las firmas es recuperarse y volver a empezar pero hay que dar facilidades».

A los aproximadamente 170 trabajadores de plantilla fija afectados, hay que añadir autónomos, comerciales, proveedores o empresas externas que colaboraban con las firmas arrasadas. Y es que las pérdidas van más allá del perímetro calcinado. También desde Asivalco, que coordinó una reunión con un centenar de afectados en la que se reclamaron mejores accesos al polígono, demandan la cesión de naves o medios disponibles.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate