Las Provincias

El edil de Silla en Democracia renuncia a cobrar un pleno que duró cuatro minutos

El concejal de Transparencia, Comunidad y Participación, Salvador Mestre, de la formación Silla en Democracia, ha renunciado a cobrar la dieta del pleno extraordinario celebrado el pasado 26 de octubre que asciende a 190 euros, como portavoz, alegando razones «éticas». Mestre explica que «por una cuestión puramente normativa, no fue posible incluir la aprobación de las cuentas generales como un punto más del orden del día del pleno ordinario, que duró cuatro horas, y se convocó uno extraordinario con una duración de cuatro minutos».

«Legalmente, los asistentes tenemos derecho a cobrar una dieta por cada una de las dos sesiones que, de esta manera tienen un coste de 4.769 euros frente a los 2.384 si hubiera sido sólo en una», añade, «así, cuatro minutos cuestan los mismo que cuatro horas». El edil remarca que «cabe preguntarse si la normativa está por encima de la ética» y anima al resto de partidos a que renuncien.