Las Provincias

Alboraya reivindica un apeadero en Port Saplaya

El primer edil de Alboraya, Miguel Chavarría, muestra los terrenos a las diputadas Mercedes Caballero y Sandra Martín. :: lp
El primer edil de Alboraya, Miguel Chavarría, muestra los terrenos a las diputadas Mercedes Caballero y Sandra Martín. :: lp
  • El alcalde se reúne con miembros del Consell para reclamar una estación de Renfe que mejore la conexión

Mejorar la conexión de los vecinos de Port Saplaya con Valencia, esta es la nueva meta que se ha marcado el alcalde de Alboraya, Miguel Chavarría, tan solo unos meses después de que la línea 31 de la EMT haya recuperado su tradicional recorrido por Patacona.

Para ello, el regidor se reunió ayer por la mañana con la diputada autonómica de Alboraya, Mercedes Caballero, y la diputada autonómica responsable de Obras Públicas, Infraestructuras y Transportes, Sandra Martín, para reclamar un apeadero en la línea de Renfe cercanías en la zona marítima de Port Saplaya. El encuentro tuvo lugar en las inmediaciones de esta zona urbana, que cuenta con más de 1.500 residentes habituales y cuya población se multiplica durante la temporada estival, para que las representantes conociesen el lugar donde el ayuntamiento considera viable instalar esta infraestructura, que evitaría, que los habitantes se viesen obligados a hacer uso de un vehículo particular a diario.

Por el momento, el barrio cuenta con un autobús que conecta con diferentes zonas del municipio, además de un línea de Metrobús que da servicio a los pueblos cercanos. Sin embargo, son muchos los vecinos que critican las reducidas frecuencias de paso y reclaman una mejora sustancial en la conexión con el cap i casal. Asimismo, la estación daría servicio también a vecinos de la huerta cercana.

En concreto, la parada se situaría debajo del paso elevado que conduce a la autopista, y conllevaría la construcción de una pasarela que además de facilitar el acceso al apeadero, permitiría la continuación del carril bici que comunica la huerta con Port Saplaya, ya que ahora queda interrumpido en el puente de la autopista. Asimismo, el proyecto contemplaría también la creación de un aparcamiento disuasorio, tanto de bicicletas como de vehículos, para que, de esta manera, los usuarios de la línea, tanto de la huerta como de la Patacona, pudiesen estacionar sus coches o bicicletas junto al apeadero.

Tal y como señala el consistorio, «todas las partes implicadas reconocen que la construcción de esta infraestructura no supone una gran inversión, dadas las características de la zona donde se ubicaría el apeadero». Asimismo recordaron que «otras poblaciones aledañas, con menor número de habitantes, disfrutan ya de dicho servicio».

En esta línea, el regidor apunta que «es perfectamente viable que si el Ministerio de Fomento presupuesta el proyecto, se pueda llevar a cabo en la presente legislatura, ya que queremos un proyecto sencillo, similar al que tienen otros municipios, como Roca Cuper».

Los responsables del consistorio llevan trabajando en este proyecto desde hace varios años. El alcalde recordó que «ya ha mantenido reuniones con la delegación de gobierno, ADIF y los responsables de transporte en la Generalitat».