Las Provincias

Infraestructuras finalizará las obras de soterramiento de las vías del metro en Burjassot

El cartel del programa de supresión del paso a nivel. :: lp
El cartel del programa de supresión del paso a nivel. :: lp
  • El proyecto contempla dotar al túnel del equipamiento necesario y mejorar la funcionalidad de la estación de Empalme

Tras varios años de espera, los vecinos de Burjassot verán cumplida una de sus máximas reivindicaciones con la licitación de las obras de finalización del soterramiento de la Línea 1 de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) a su paso por la localidad.

La consellera de Infraestructuras, María José Salvador, se reunió ayer con el alcalde de este municipio de l'Horta, Rafa García, para informarle de los avances y comunicarle que en los presupuestos de la Generalitat Valenciana para 2017, «se consignará la partida necesaria para poder financiar estas obras».

Salvador ha precisado que los técnicos de su departamento «ya han redactado el anteproyecto y se están preparando los pliegos de cláusulas administrativas para la licitación de las obras por el procedimiento de concurso de proyecto y obra».

Esta actuación, ampliamente reclamada por entidades vecinales y partidos políticos, se centra en el túnel que el anterior gobierno de la Generalitat Valenciana dejó sin acabar y prevén dotarlo del equipamiento y las instalaciones necesarias para que sea operativo con los sistemas de seguridad y señalización ferroviaria, la electrificación y el sistema de protección contra incendios del interior.

Además, en esta inversión también se recogen las obras de mejora de funcionalidad de la estación de Empalme que conllevan, entre otras cuestiones, la finalización de la construcción de la infraestructura necesaria para la puesta en servicio de las vías de soterramiento en dirección Bétera en el término municipal de Burjassot.

Por otra parte, se terminará la urbanización de la superficie sobre las vías soterradas que permitirá dar continuidad a la avenida Burjassot de Valencia hacia el núcleo urbano de Burjassot a través de la calle Valencia.

Este proyecto de concluir estas obras que afectan a la estación de Empalme del municipio fue una de las promesas que asumieron tanto el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, como la consellera de Infraestructuras, María José Salvador, al asumir sus cargos, «para responder a una justa reivindicación de los vecinos del municipio». Además, se comprometieron a terminar esta actuación «por la seguridad y el transporte público y por la calidad de vida en las ciudades».

Tras acabar la primera fase de esta actuación con la construcción del túnel en 2011, las protestas por dejar la obra a medias sin solucionar el problema comenzaron surgir entre los vecinos del municipio.

El año pasado, en el mes de abril, la conselleria que dirige Salvador anunciaba la actualización del proyecto para poner en servicio la primera fase del soterramiento de la línea 1 de Metrovalencia a su paso por Burjassot y que contaba con un presupuesto de más de 70.000 euros.

Con el cambio de gobierno valenciano y las promesas de los nuevos cargos, la situación se calmó pero pronto los vecinos comenzaron a movilizarse y más, tras el último atropello que se produjo en la zona en el mes de marzo de este año y que hizo que los residentes salieran a la calle y cortaran las vías para conseguir el soterramiento.

Los partidos políticos también han alzado su voz y el alcalde, Rafa García, se volcó con esta reivindicación que plasmó en numerosas visitas y entrevistas con los responsables políticos para agilizar el proceso que se materializará el próximo año en el presupuesto.