Las Provincias

Paterna levanta más de un centenar de calles para mejorar la seguridad con 1,5 millones

Trabajos de asfaltado en el centro de Paterna. :: lp
Trabajos de asfaltado en el centro de Paterna. :: lp
  • Las actuaciones en grandes vías y accesos industriales se están realizando por tramos para evitar molestias vecinales con un plan de reorganización del tráfico

Paterna está literalmente tomada por máquinas compactadoras y operarios. El ayuntamiento ha iniciado un plan de reasfaltado de calles y principales vías de acceso para mejorar la seguridad viaria del casco urbano y sus polígonos industriales en más de cien puntos.

Decenas de calles de todos los barrios están levantadas para mejorar el firme y, con ello, la movilidad y la circulación rodada y peatonal de amplias áreas residenciales e industriales de Paterna.

La calle Mayor, Ramón Ramia Querol, Cristo de la Fe o la avenida del Testar son algunas de las zonas que se han ido asfaltando durante estos días con la mayor rapidez posible para «alterar el menor tiempo posible la vida normal circulación por las vías del municipio».

Estas obras se están realizando junto con un pormenorizado plan de reorganización del tráfico para que los cortes de calles afecten «lo menos posible a los vecinos, aunque deben tener paciencia», señalan fuentes municipales.

Las obras tendrán una inversión de 1,5 millones de euros, dentro del Plan Transforma, un programa municipal de obras en los que el ayuntamiento destinará 12,8 millones de euros en actuaciones «financieramente sostenibles» que «transformarán la localidad, modernizarán infraestructuras y no supondrán ningún sobrecoste para los vecinos y vecinas», destacó el alcalde Juan Antonio Sagredo, durante su visita ayer a una de estas obras.

Mayor desgaste

La concejala de Infraestructuras, Nuria Campos, explicó que las vías objeto de esta actuación «son calles de mucho tránsito y, por tanto, las que sufren mayor desgaste. Por otro lado, se incluyen también actuaciones en zonas de parque empresarial, para reparar la pavimentación de estas áreas, muy deterioradas por el tránsito de vehículos pesados y de muchos turismos, en horas punta de entrada y salida laboral».

Sobre los trabajos en calzadas, Campos detalló que se realizará inicialmente un fresado en las zonas que sea necesario el tratamiento de la base y, posteriormente, el consolidado mediante un reperfilado de aglomerado asfáltico.

En las aceras, se están realizando reparaciones en zonas dañadas, en las que ha quedado afectado el pavimento, lo que reforzará la seguridad también en estos tramos.

Además, se están realizando pasos peatonales adaptados en calles donde todavía no se encuentran realizados los rebajes y aumentando la anchura de calles en zonas de aceras estrechas para facilitar el paso de personas con movilidad reducida.

Por último, Campos ha explicado que, tanto en aceras como en calzada, se están incluyendo todas las unidades de reposición de mobiliario urbano necesarias como bancos, papeleras, bolardos y señalización vial.

«Paterna estaba totalmente abandonada, con instalaciones en estado ruinoso y vías completamente desgastadas. Con estos trabajos de asfaltado estamos atendiendo peticiones realizadas por particulares desde hace más de una década», recalcó Juan Antonio Sagredo.

Una parte importante de las actuaciones se realizará en La Canyada, donde las raíces de los árboles, la mayoría pinos de más de cuarenta años, levantan el pavimento de «gran número de aceras» y donde ha sido necesario realizar un estudio pormenorizado desde la sección de jardinería municipal, en cada caso y especie arbórea, para realizar cortes selectivos de raíces.

Para esta zona se ha optado por hormigón impreso en toda la acera, incluso bordillos, para evitar que el material se resquebraje por la presión de las raíces.

El objetivo es que la resistencia del conjunto aumente y se tengan que espaciar las actuaciones de reasfaltado y reparación, a partir de esta inversión.

Las mejoras de aglomerado asfáltico también afectan a tramos muy dañados por múltiples zanjas lineales abiertas en distintas épocas por distintas obras y conducciones y donde existe «necesidad de una actuación uniforme» que también se está realizando de bordillo a bordillo.