Las Provincias

CSI.F denuncia la falta de personal en las oficinas de empleo de l'Horta

El sindicato CSI·F reclama al Ministerio de Empleo y Seguridad Social que refuerce «con más plantilla» las oficinas del área metropolitana de Valencia debido a la «saturación» que padecen. La central sindical señala que en los últimos años han sufrido pérdida de personal, una situación que contrasta con la saturación de algunas de ellas, «sobre todo la de Burjassot, la que más expedientes tramita de la provincia junto a la de Gandia».

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI·F) explica que Torrent, la localidad más poblada de la comarca de l'Horta, «ha visto cómo su oficina estatal de empleo pasaba de 19 trabajadores en septiembre de 2014 a quedarse con 15 en la relación de efectivos de julio de 2016».

Por tanto, en menos de dos años «ha sufrido una merma de cuatro empleados en su plantilla». CSI·F explica que los servicios de empleo estatal en Burjassot, que atienden a más de doscientos usuarios al día y que cubren los polígonos industriales de Paterna, «no solo no han sido trasladados a unas dependencias más amplias, sino que han perdido un efectivo en el último año y se han quedado con una plantilla de 15 trabajadores».

La central sindical señala igualmente que el local del Servicio Público de Empleo Estatal en Silla ha pasado de contar con una dotación de 13 empleados en septiembre de 2014 «a quedarse con 10 en el balance real de efectivos fechado a 1 de julio de 2016».

En ese mismo periodo Catarroja ha perdido una plaza de trabajador «y dispone en la actualidad de 14. Alaquàs, con 12, y Manises-Quart de Poblet, con 10, mantienen los mismos efectivos en julio de este año que los que tenían en diciembre de 2015». Meliana dispone de los 13 empleados con los que ya contaba en septiembre de 2014. CSI·F pide al Ministerio de Empleo y Seguridad Social que refuerce sus oficinas en el área metropolitana de Valencia y que realice, junto a Conselleria de Economía, «una revisión de instalaciones en casos como Burjassot, donde las reducidas dependencias provocan el hacinamiento diario de empleados públicos y usuarios».