«¡Que sople, que sople!»: reproches a Revilla por conducir en dirección contraria en Nochebuena

El incidente ha sido subido a las redes tras producirse en una zona de bares de Santander

R.C.

Miguel Ángel Revilla protagonizó esta Nochebuena un incidente que le supuso una buena reprimenda por parte de los vecinos que observaban como, al parecer, el presidente de Cantabria trata de entrar por dirección prohíbida en una calle céntrica de Santander. «Que sople, que sople», le reciminaban algunos testigos, entre los cuales alguno le llegó a llamar «payaso».

El vídeo ha sido compartido en Youtube por el usuario 'Cantabrista' se puede ver a Revilla preguntar a los transeúntes si la calle por la que trata de circular con su coche es dirección prohíbida. El incidente se produjo en una zona de bares muy próxima al Puerto Chico de Santander.

Algunos grupos de la oposición, como Izquierda Unida de Cantabria, han pedido al presidente explicaciones sobre su «conducta al volante». «Vivimos el bochorno de ver cómo tienen que ser los propios ciudadanos que estaban en ese momento en Peña Herbosa los que informen al presidente de Cantabria de cuáles son las normas de circulación», sostienen desde la formación de izquierdas.

«Por menos han dimitido ministros»

IU reprocha al presidente y líder del PRC su «irresponsabilidad», durante un día festivo en el que «muchos cántabros redoblan sus esfuerzos por la seguridad y reducen su ingesta de alcohol si manejan un vehículo y mientras cuerpos como la Guardia Civil intensifican los controles para evitar accidentes de tráfico».

El partido cree que «es una gran ocasión para que el presidente lance un mensaje claro sobre el cumplimiento de las normas de tráfico», algo que, señalan «hubiera pasado en cualquier democracia avanzada europea». «Por menos de esto han dimitido ministros en otros países», zanjan.

Desviado por la Policía

El presidente cántabro, Miguel Ángel Revilla, ha explicado que en Nochebuena accedió a la sede del Gobierno en su vehículo particular por dirección contraria, después de que la Policía Local desviara la circulación por ese sentido, al estar cortada la calle donde se ubica el Ejecutivo.

Revilla ha señalado, en este sentido, que no cree que hiciera "nada ilegal" al realizar esa maniobra de acceso al Gobierno y asegura que su conciencia está "absolutamente tranquila".

Fotos

Vídeos