Cañizares convoca un Año Vicentino en la diócesis a partir de abril de 2018

Procesión de San Vicente Ferrer. / jesús signes
Procesión de San Vicente Ferrer. / jesús signes

El arzobispo asegura que San Vicente Ferrer es un estímulo y ejemplo de paz para Valencia y España

I. DOMINGO

valencia. El cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, ha convocado un Año Vicentino en toda la diócesis con motivo de la conmemoración del sexto centenario de la muerte de San Vicente Ferrer en abril de 2019. Así, según explica Cañizares en su carta semanal -que publicará este domingo el semanario del arzobispado 'Paraula'- la celebración se prolongará del 5 de abril de 2018 al 5 de abril de 2019.

Además, el purpurado avanza que se están haciendo gestiones con la Sagrada Penitenciaría Apostólica de Roma para que conceda a Valencia un Jubileo en diversas iglesias relacionadas con el patrón de la ciudad y la Comunitat, como ya sucedió con el Santo Cáliz (concedido cada cinco años).

Para la celebración del Año Vicentino Cañizares ha decidido constituir una comisión preparatoria integrada por representantes de la diócesis, la orden de predicadores a la que perteneció el santo, la Facultad de Teología, la Universidad Católica, la Junta Central Vicentina y el Capítulo de Caballeros Jurados de San Vicente, que trabajan desde hace meses en preparar la efeméride del sexto centenario.

El cardenal también detalla que siguen las tareas previas para activar la petición de declaración como Doctor de la Iglesia a San Vicente Ferrer. De hecho, los integrantes de la comisión del sexto centenario provienen de las mismas instituciones que deben constituir la parte actora del proceso para obtener el título.

Según explica Cañizares en su carta, el santo «llevó a cabo la renovación de la humanidad en la Europa de su siglo» y es un estímulo y ejemplo de paz para construir «una nueva España y una nueva Valencia». En este sentido, recuerda que España «se halla inmersa en un proceso de cambio, en una situación difícil, que algunos querrían ver agravada en su contradicción interna».

Este anuncio se suma a la moción del pleno de octubre del Ayuntamiento de Valencia, donde se acordó impulsar la creación de una comisión de trabajo multidisciplinar para coordinar la celebración de la efeméride. Formarán parte de ella el propio Consistorio, la Junta Central Vicentina, la Universitat de València y la Acadèmia Valenciana de la Llengua.

En la moción alternativa a la presentada por el grupo popular también se acordó invitar a la Generalitat y a la Diputación, por lo que quedó excluido el Arzobispado de Valencia y la orden de los dominicos, aspecto que generó las críticas del concejal Félix Crespo.

Fotos

Vídeos