Las Provincias

Fiestas y tradiciones de Valencia

Un motor económico

La Federación de Bous al Carrer, en ese objetivo prioritario de seguir trabajando para blindar esta fiesta ante los ataques políticos, ha encargado la elaboración de un riguroso estudio de impacto económico del bou al carrer en la Comunitat Valenciana. «Las cifras económicas que dejan en las arcas de las administraciones y en los bolsillos de muchas empresas, son altísimas», enfatizan desde la entidad.

Algunos de los datos de esta temporada 2016 con: se han contratado los servicios de más de 7.000 equipos sanitarios; alrededor de 4.800 Certificados de Arquitectos; más de 10.000 movimientos de animales, lo que influye directamente en el transporte; una media de cuatro personas son contratadas por cada ganadero o cebadero en los meses de temporada alta; la Unión de Emboladores ha registrado más de 5.000 emboladas, entre otros datos que recoge el informe. En materia económica, el estudio refleja la importante cantidad de dinero que estas fiestas dejan en las compañías de seguro, hospitales, carpinterías metálicas (cajones, barreras y toriles), en policías locales y trabajadores de ayuntamientos, pirotecnia e incluso las empresas de excavación o construcción, que reparten y recogen más de 200.000 mil toneladas de arena para los recintos taurinos.

«Solamente dejamos un sector fuera del estudio, el de la restauración, puesto que queremos ofrecer datos precisos», subrayan desde la Federación.