Policías locales, bomberos y pirotécnicos apoyan el control del aforo en las mascletaes

Público en la mascletà./Jesús Signes
Público en la mascletà. / Jesús Signes

Menguzzato pide al Delegado del Gobierno que formalice la propuesta pese a que el informe ya se remitió al Ayuntamiento

Lola Soriano
LOLA SORIANO

El Sindicato Profesional de Policías y Bomberos (SPPLB) y varios pirotécnicos no ven con malos ojos la propuesta de la Policía Nacional, recogida en un informe de seguridad, de controlar los accesos a las mascletaes de la plaza del Ayuntamiento dada la situación de alerta 4 antiterrorista.

Tal como avanzó ayer LAS PROVINCIAS, la Policía Nacional se apuntaba como necesario «adoptar medidas tendentes a regular el número de personas que puedan presenciar la mascletà» y se citaban como opciones «dar tickets o controlar el acceso mediante un contador de personas hasta un límite máximo».

Encuesta

Desde el sindicato SPPLB no sólo apoyaron la idea, sino que opinaron que «veríamos obligatorio controlar el acceso y limitar el aforo». E indicaron que el pasado año «ya se pudieron ver imágenes aéreas de la plaza del Ayuntamiento llena y la gente no podía ni salir de la boca del metro de la calle Xàtiva».

Explicaron que «sobre todo sería importante en los días más críticos. En las primeras mascletaes y sobre todo más restrictivo en los días grandes del 17, 18 y 19 y los fines de semana». Argumentaron que sería importante «controlar el acceso, para que la gente no entre nada en el recinto, y limitar el aforo por la masificación». Recordaron que la pasada Nochevieja «ya se hicieron puntos de acceso a la plaza del Ayuntamiento y se revisaron los bolsos y no se permitió entrar bebida». También citaron los controles de la Nochevieja en la Puerta del Sol de Madrid y «en el Times Square de Nueva York tienes que sacar una entrada para acceder desde hace años».

Sobre cómo controlar ese aforo, explican que podrían valer fórmulas como la reserva por internet o la adquisición de pulseras. Esto último ya se hace desde hace cinco años en la Tomatina, donde hay un aforo de 22.000 personas y las pulseras de acceso cuestan 10 euros.

Además de limitar el aforo y controlar el acceso, añaden que otra medida posible sería la instalación de bolardos retráctiles. «La plaza del Ayuntamiento cada vez se cierra más para actividades y los bolardos permitirían evitar que lleguen grandes vehículos y se podrían bajar desde la sala de Control», añaden. Desde el sindicato reconocen que hace años ya se amplió la distancia del público a la valla de la mascletà y ahora ven acertada la decisión de abrir vías de evacuación. «El traslado de las dos fallas acordadas será positivo, pero faltará ver si esos huecos se llenarán de gente».

La concejal de Protección Ciudadana, Anaïs Menguzzato, explicó ayer que ya han hecho la propuesta municipal del plan de seguridad, con las nuevas vías de evacuación, pero añadió que «no hemos hablado de este tema -en referencia a controlar el aforo de la plaza- en ninguna Junta de Seguridad». Menguzzato dijo que «si es una propuesta de la Delegación del Gobierno, que la proponga formalmente», si bien el informe de la Policía Nacional hace meses se remitió al Ayuntamiento, ya que de hecho la incorporación de las nuevas zonas de evacuación también se contemplaba en el informe.

En Europlá, Quico Martínez, opina que «no estaría mal poner una entrada simbólica de medio euro. De este modo, se controlaría el aforo y, ya que los ayuntamientos dicen que no pueden pagar más por los disparos, el pueblo valenciano seguro que podría ayudar de forma simbólica a dignificar nuestro trabajo». Y recordó que en Alemania sí se hace así «o en la fiesta Guy Fawkes de Inglaterra del 5 de noviembre se organizan actos pirotécnicos y se cobran entradas».

Ricardo Caballer reconoce que «no creo que haya un país más seguro que este, porque hay mucha Policía, Bomberos y Guardia Civil». Y añade que en España la mayoría son espectáculos de acceso libre, pero en el extranjero hay muchos con entrada como en «Pittsburgh, Montreal o Vancouver». Y añadió que «es difícil controlar los accesos, pero se podrían poner tornos en la mascletà, como en el maratón de Nueva York. En el castillo es difícil».

Más noticias de Fallas 2018

Fotos

Vídeos