El PP denuncia que este año habrá menos urinarios en las calles y más caros

REDACCIÓN VALENCIA.

El concejal del grupo popular Alberto Mendoza denunció ayer que a pesar de la previsión este año de una asistencia multitudinaria de turistas al caer en fin de semana la cremà, el alcalde Joan Ribó ha contratado menos sanitarios químicos por más dinero que en 2017.

Este año se han previsto 221 váteres químicos y 40 para personas con movilidad reducida, por un importe de 23.554 euros (más IVA), cuando el año pasado se instalaron por las concejalías de Sanidad y Cultura Festiva un total de 254 sanitarios y 30 adaptados, lo que supone que en 2018 habrá 23 menos.

Este año los valencianos pagaremos un 13% más caro cada sanitario (de 95,5 euros a 109,1 euros) por la descoordinación del tripartito, además de evidenciar una falta absoluta de previsión ante lo que van a ser una de las Fallas más multitudinarias. Así mismo, la falta de planificación ha provocado que a fecha de hoy no esté formalizado el contrato que obliga a la empresa a instalarlos este jueves», añadió.

Fotos

Vídeos