Dos años de asambleas con polémicas de alto voltaje

El concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset, en su intervención en el pleno del Ayuntamiento del pasado jueves.
El concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset, en su intervención en el pleno del Ayuntamiento del pasado jueves. / damián torres

El conflicto por los versos de Lo Rat Penat prendió la mechaLa renuncia de Fuset a presidir las asambleas llega tras una reprobación y una encuesta para saber la ideología de los falleros

LOLA SORIANO

valencia. Justo cuando se cumple el ecuador de la legislatura de Compromís al frente de las Fallas se ha llegado a una situación de máxima tensión entre el concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset, y el colectivo fallero. Los falleros afirman que la decisión unilateral de Fuset de ausentarse de las asambleas y plenos 'sine die' les ha dejado en una situación de desamparo. Llegado este punto, lo que más les ha molestado es que el edil les señale como causantes del conflicto, cuando desde este colectivo le recuerdan que el que ha puesto en marcha la encuesta que ha desencadenado la complicada situación, con preguntas para averiguar la ideología política y religiosa, ha sido el propio concejal. Esta polémica no es la única que ha encendido la mecha.

Reuniones

Traslado de la asamblea del hemiciclo al Palau

1A pocos meses de la toma de posesión de la concejalía de Pere Fuset, el edil decidió trasladar las asambleas de presidentes del hemiciclo del Ayuntamiento al Palau de la Música. Alegó que había que cumplir las normas de aforo y que estarían más cómodos en la segunda ubicación, pero los falleros criticaron que se tomara la medida sin consensuarlo. Entendían que se perdía el simbolismo de que los falleros se reunieran en la casa de los valencianos. Esta primera medida provocó que sesenta fallas realizaran un plante el 27 de octubre de 2015 en la puerta del Palau de la Música.

Señas de identidad

Los presidentes piden que se ponga la bandera española

2En octubre de 2015 los presidentes afearon a la mesa presidencial que se retirara del escenario del Palau de la Música la bandera de España. Entonces el concejal dijo que la presencia de dicho emblema «no era una cuestión imprescindible puesto que en las Torres de Serranos, en la Crida, solo está la Senyera». El entonces secretario general, Pepe Martínez Tormo, dijo que no había ninguna intencionalidad y que se había dicho al personal que montaba el escenario que llevara las que tenía la Junta. Al final, cuatro asambleas después, la bandera de España volvió a lucir.

Lo Rat Penat

Dos años luchando por mantener los versos falleros

3En la asamblea de diciembre de 2015 los presidentes de falla votaron por mayoría aplastante que querían que los versos que se dedican a las falleras mayores de Valencia en el Libro Fallero fueran los de la poetisa ganadora del premio Bernat i Baldoví de Lo Rat Penat, ya que el concejal quería cambiar esta costumbre. De los 142 votos emitidos, 127 fueron a favor. Un año más tarde, Fuset creó un concurso alternativo, convocado por el Ayuntamiento, sin avisar a los presidentes. En las bases se reservaba el derecho al veto. Tras la protesta de los falleros, se decidió mantener los versos. Eso sí, tal como denuncia el concejal del grupo popular, Félix Crespo, el concurso no se anuló formalmente. La contestación que dio la concejalía es que no existía ninguna urgencia.

Indumentaria

Polémicas normas sobre los escotes y las faldas cortas

4En otoño de 2016, la Junta Central Fallera obligó por primera vez a las candidatas a cortes y falleras mayores de Valencia a firmar un documento donde las jóvenes se comprometían a no llevar transparencias, faldas cortas, escotes pronunciados o colores llamativos. El documento incluso preveía sanciones. Los presidentes pidieron explicaciones en una asamblea y la vicepresidenta del Consell, Mónica Oltra, llegó a decir que eran incompatibles con la democracia y que las mujeres podían vestir como les diera la gana, sin más consecuencias que las de poder constiparse. El alcalde, Joan Ribó, reconoció que las normas eran un «error garrafal».

Votación

Fuset, primer concejal de Fiestas reprobado

5Las polémicas suscitadas por los versos y las normas de vestimenta de la corte calentaron tanto el ambiente que las fallas presentaron una reprobación al concejal en noviembre de 2016. A pesar de que Fuset entonó el 'mea culpa', de las 230 comisiones presentes, 134 votaron a favor, pasando a la historia como el primer concejal de Fiestas reprobado. Tras las Fallas de 2017, Fuset no renovó el cargo al secretario general, Pepe Martínez Tormo.

Pagos

Encontronazo con falleros por el acuerdo de la SGAE

6En febrero la Sociedad General de Autores (SGAE) hace una campaña para cobrar a las comisiones por la música de las verbenas. Desde la Junta inicialmente negociaron rebajar el cobro un 25% sin haber contado con las comisiones. La Interagrupación recordó que era la misma rebaja que se ofrecía a la Federación de Municipios y Provincias. Al final, tras el malestar de los falleros, el concejal indicó que el Ayuntamiento asumía los gastos.

Estudio

Encuesta a los falleros para conocer su ideología política

7El concejal de Cultura Festiva encarga a una empresa la realización de una encuesta para conocer la realidad sociológica de las fallas, nuevamente sin advertir a las comisiones ni informar de las preguntas que se iban a realizar. Si bien en un principio Fuset negó la politización de las preguntas, cuando se dieron a conocer se vio que una de las cuestiones pedía al entrevistado que dijera el partido con el que se sentía más identificado. Días después trató de apaciguar los ánimos en rueda de prensa, junto con la empresa y uno de sus asesores, apuntando que eran preguntas habituales de una encuesta sociológica. La aparición de falleros afirmando que había preguntas fuera de cuestionario y la reacción de las 22 agrupaciones, exigiendo la retirada de la encuesta, obligó a Fuset a suspender las encuestas y no hacer las 1.100 previstas. La última reacción ha sido hacer un plante a los presidentes y no acudir a las asambleas ni plenos.

Fotos

Vídeos