Primer plan de huertos sociales como un espacio de integración

Presentación de la iniciativa en los terrenos de Mas d’Enriera, en las proximidades de la basílica del Lledó. /DM
Presentación de la iniciativa en los terrenos de Mas d’Enriera, en las proximidades de la basílica del Lledó. / DM
La alcaldesa de Castellón y el concejal de Bienestar Social visitan la parcela, de extensión similar a un campo y medio de fútbol
VICENT MARTÍCastellón

El Ayuntamiento de Castellón ha incorporado por primera vez en la agenda político social de la ciudad un proyecto de huertos sociales conocido como Mas d’Enriera en unos terrenos herencia de Teresa Martell, ubicados en las proximidades de la basílica del Lledó.

La alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, y el concejal de Bienestar Social y Dependencia, José Luis López, han presentado esta iniciativa social que cuenta con una extensión similar a la superficie que ocupa campo y medio de fútbol. La alcaldesa ha resaltado que «con este proyecto se pretende generar un modelo diferente de huerto social consistente en dotar a los colectivos diferenciados de herramientas socio-profesionales que les ayuden a salir de la situación de exclusión en la que se encuentran, así como establecer herramientas de inserción socio profesional pero también de integración social, cultural y económica». Asimismo, ha citado que entre los objetivos del proyecto Mas d’Enriera destacan que «los usuarios y usuarias de este espacio de integración social trabajen formando redes de ayuda mutua, recuperen hábitos sociolaborales y trabajen en la solución de sus problemas».

Marco también ha puesto de relieve que «los huertos sociales han servido para que familias golpeadas duramente por la crisis hayan podido obtener alimentos frescos generando un claro carácter de autosuficiencia y soberanía alimentaria que ha incrementado los valores y la autoestima de cientos de familias en nuestra ciudad». En este sentido, ha asegurado que «pretendemos proporcionar y garantizar el abastecimiento de productos alimentarios frescos de primera necesidad sin dañar a la economía local castellonense y recuperar un espacio abandonado en un lugar vivo que servirá como un espacio de interrelación humana». Como datos más significativos, el concejal de Bienestar Social ha citado que Mas d’Enriera «es un proyecto de intervención social y dinamización social comunitaria a través de la agricultura urbana y ecológica certificada, en cuya superficie se realizarán actividades dirigidas a mejorar la empleabilidad de las personas a través de programas formativos con itinerarios en jardinería y horticultura urbana ecológica». Además, López ha manifestado que «las entidades del tercer sector castellonense, es decir, entidades sin ánimo de lucro, podrán desarrollar proyectos en ese huerto o incorporar usuarios y usuarias en este espacio de comunicación social y humana”, y ha indicado que “la primera en hacerlo ha sido la Asociación de Familiares de Enfermos Mentales de Castellón, Afdem, que ya dispone de una parcela».

Por último, López ha explicado que Mas d’Enriera dispone de cuatro tipos de parcelas, las destinadas a familias en situación de exclusión social, entidades y asociaciones, usuarios en general y de ocio, y para visita de escolares y educativa.CUSTODIA del territorioPor otra parte, recientemente se celebró la primera jornada de Custodia del Territorio organizada por la Cooperativa Hort del Manyano en el edificio Menador de la capital de La Plana, donde se dieron cita un centenar de personas interesadas en la iniciativa, así como representantes de colectivos vecinales, autoridades municipales, autonómicas y otros sectores. Todo ello es consecuencia de la firma de un convenio de colaboración con la Cooperativa Hort del Manya no en 2017 para promover la figura de la Custodia del Territorio en Castellón. Así, en este ámbito, se llevaron a cabo distintas actuaciones, como el estudio de la regeneración urbana de los espacios en situación de abandono que rodean el edificio CIES, y otras acciones formativas a cargo de la concejal de Impulso de la Actividad Económica del Ayuntamiento de Castellón, Patricia Puerta, y la presidenta de la Cooperativa Hort del Manyano, Begoña Antequera. De este modo, bajo el eslogan ‘Trenzando redes para el fomento de la Custodia del Territorio’, este proyecto pretende promover esta figura contemplada en la Ley de Patrimonio Natural del 2007 y acercar a la ciudadanía este modelo de gobernanza ‘importado’ de Estados Unidos a principios del siglo XX y que hoy en día aglutina a más de 300 entidades en España con más de 3.000 acuerdos de custodia y más de 550.000 hectáreas protegidas según datos de la Fundación Biodiversidad.

La Cooperativa Hort del Manyano ha firmado 17 acuerdos de custodia con más de 23 hectáreas distribuidas en la ciudad de Castellón, la Pobla, Vilafamés, Almassora, Costur y Ludiente, que además están certificados por el Comité de Agricultura Ecològica de la Comunitat Valenciana. De esta forma, desarrolla un proyecto de custodia agraria que pretende servir como base para consolidar un modelo de agricultura que vele por los hábitats, mantenga la biodiversidad, la fertilidad de la tierra, conserve las especies y la flora amenazadas por el cambio climático.

Fotos

Vídeos