Un antecedente de conjuro amoroso que costó 165.000 euros

Hay deseos insatisfechos y conjuros que pueden llevarte a la cárcel. El expresidente del Club Deportivo Castellón, José Laparra, aceptó la condena de seis meses de prisión y una multa de 1.440 euros por asaltar, junto a otras tres personas, la casa de la pitonisa Lucía Martín para quitarle los 165.000 euros que le había pagado por un conjuro de amor que resultó fallido. Tras el juicio, Martín recuperó la mitad del dinero y Hacienda se llevó el resto.