Puigdemont pide al Gobierno central que rectifique o renuncie

Puigdemont habla en una universidad belga. /AFP
Puigdemont habla en una universidad belga. / AFP

Sectores del independentismo celebran como un triunfo la resolución del Constitucional

CRISTIAN REINOBarcelona

El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, cargó este sábado contra el Gobierno,al poco de conocerse la resolución del Tribunal Constitucional. «Incluso el Constitucional ha rechazado el fraude de ley que pretendía La Moncloa» afirmó a través de las redes sociales. «Más de uno tendría que pensar en rectificar y hacer política de una vez. Y si no es capaz, debería dimitir y dejar paso», aseguró.

El dirigente nacionalista evitó en cualquier caso dar pistas sobre cuáles son sus intenciones de cara a la investidura, toda vez que las opciones se le han reducido a partir de la decisión del alto tribunal. Puigdemont no ha descartado en los últimos días ninguna de las opciones, aunque también ha dejado claro que no tiene intención de regresar a España si es para acabar detenido. Su abogado, Jaume Alonso Cuevillas, insistió en «no descartar nada» y criticó el dispositivo policial que ha puesto en marcha el Ministerio del Interior para evitar la entrada de Puigdemont a España y lo comparó con la «Patrulla canina».

En el independentismo hubo ayer una mezcla de sentimientos en relación a la decisión de los magistrados del Constitucional. El vicepresidente de la Cámara catalana, Josep Costa, de Junts per Catalunya, insistió en la idea de que el recurso del Gobierno no tenía ningún sentido. «Era evidente», dijo, porque tenía en contra al Consejo de Estado, a los letrados del Constitucional y al magistrado ponente de la resolución. Aun así, apuntó que el Tribunal ha dictado una resolución «para salvar la cara al Gobierno», lo que a su juicio «demuestra la politización y falta de independencia del Constitucional». En el secesionismo, en cualquier caso, celebraban la «bofetada» recibida por la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, aunque se criticó al mismo tiempo que el alto tribunal usurpa las atribuciones de la mesa de la Cámara catalana. «No me lo acabo de creer, vaya golpe a Rajoy y Santamaría, podemos celebrar el debate de investidura de Carles Puigdemont», apuntó la expresidenta del Parlamento, Nuria de Gispert.

No renuncian a nada

A pesar de la resolución del Constitucional, el independentismo sigue aferrándose a investir al expresidente de la Generalitat, sea como sea. Una delegación de Junts per Catalunya viajó a Bruselas para reunirse con el expresidente de la Generalitat para ultimar los preparativos de la sesión del martes. A 48 horas del pleno parlamentario, todos los escenarios están abiertos. Incluso trascendió que Puigdemont estaría negociando con los nacionalistas flamencos la posibilidad de pronunciar su discurso de investidura desde el Parlamento de Flandes. El abogado belga del expresidente, de hecho, recomendó ayer a su socio que se quede en Bruselas, a donde huyó hace tres meses, hasta asegurarse que no sería detenido a su regreso a España.

En esta línea, Josep Rull aseguró que Junts per Catalunya no propondrá ningún otro candidato que no sea Carles Puigdemont. Investir Puigdemont es «un acto de legalidad, democracia y dignidad» y no renunciamos, dijo. La CUP, mientras, advirtió de que sus cuatro diputados no participarán en una sesión plenaria en la que Puigdemont no sea el candidato a la investidura. Eso sí, los anticapitalistas aún no han asegurado el apoyo al expresidente y solo lo harán si se compromete con la materialización de la república.

Fotos

Vídeos