Las Provincias

Los placeros del Mercado Central desbloquean las catas al aceptar su traslado al piso superior

Aspecto de los segundos baños árabes de la ciudad, descubiertos frente al Mercado Central.
Aspecto de los segundos baños árabes de la ciudad, descubiertos frente al Mercado Central. / G. M.
  • La nueva orden del Consell al Ayuntamiento para proteger los baños árabes como Bien de Relevancia Local no afecta a las excavaciones

Vía libre para las excavaciones arqueológicas en el edificio del Mercado Central. El Ayuntamiento y el grupo de placeros que todavía desarrollan su actividad comercial en el antiguo inmueble han llegado a un acuerdo, al aceptar estos últimos la propuesta municipal de agruparse en la planta de arriba. Una decisión que ha llevado aparejada un arduo proceso de negociaciones y que permite desbloquear el inicio de las catas en el piso inferior, al mismo tiempo que evita un desalojo forzoso de los vendedores.

Así lo anunció ayer el edil de Mercados, Carlos Sánchez, quien aseguró que el Ayuntamiento se ha comprometido a facilitar la ubicación del grupo de minoristas en sus nuevos puestos, para lo cual adecuará las instalaciones, mejorará la accesibilidad y facilitará los materiales necesarios para que se haga efectivo el traslado.

Una actuación cuyo coste irá a cargo del consistorio, que todavía no tiene cuantificado a cuánto ascenderá el gasto. El edil estima que será una cantidad menor, ya que los puestos que requieren mayor aparataje, como las cámaras frigoríficas, son los que ya hay instalados en la parte superior del mercado.

El acuerdo alcanzado entre ambas partes pone punto final a meses de reuniones y negociaciones entre las partes. Cabe recordar que el ejecutivo ofertó a este grupo de 14 vendedores la posibilidad de trasladarse a otros mercados de la ciudad e incluso al provisional, que en su día rechazaron.

A principios de mes, los placeros plantearon la opción de quedarse en el interior del inmueble al mismo tiempo que se realizaban las catas, una alternativa que el equipo de gobierno consultó a la empresa y aceptó con la condición de que todos ellos se ubicaran en la planta de arriba para no entorpecer las excavaciones que deben realizarse en toda la superficie del inmueble y, al mismo tiempo, aislar su actividad al máximo de las obras.

La pasada semana el grupo rechazaba su desplazamiento a la planta alta y pedía permanecer en la planta baja, una alternativa que finalmente han descartado al reconsiderar la oferta municipal.

Más protección

Sánchez compareció ayer junto a la edil de Cultura, Patricia Macià, y el concejal de Urbanismo, José Manuel Sánchez. Este último dio cuenta del escrito enviado por la Conselleria de Cultura al Ayuntamiento para que inicie los trámites encaminados a declarar los baños árabes junto al Mercado Central como Bien de Relevancia Local, como paso previo a su declaración como Bien de Interés Cultural (BIC).

El regidor manifestó el compromiso del consistorio de iniciar el expediente para modificar el catálogo municipal y dar protección a los restos arqueológicos. De hecho, el viernes será uno de los asuntos a aprobar en la Junta de Gobierno Local, anunció. En este sentido, quiso aclarar que la nueva situación no impedirá la realización de los trabajos de excavación en el interior del edificio del Mercado Central. Recordó que las catas, autorizadas por conselleria pero sin fecha de inicio, son «imprescindibles para comprobar hasta dónde llegan los baños árabes descubiertos».

Apuntó que la declaración de Bien de Relevancia Local supone la «paralización» de todo aquello que pueda «afectar» a los baños árabes, pero puntualizó que las excavaciones no son «ningún riesgo» y no se mencionan en el escrito de Cultura.

Con estas palabras quiso desmentir algunas afirmaciones incluidas en un comunicado hecho público por un colectivo de ciudadanos, algunos integrantes de la Plataforma Salvem el Mercat. En él aseguraban que «la Conselleria de Cultura ha abierto expediente para la declaración de los Baños Árabes del Mercado Central de Elche como Bien de Interés Cultural» e indicaban que lleva aparejada la «paralización del proyecto de construcción de nuevo mercado».

Sánchez desmintió esta información, que incluso motivó una nota aclaratoria de la propia conselleria. «La Dirección General de Cultura y Patrimonio ha estimado que lo más adecuado es que el Ayuntamiento de Elche declare Bien de Relevancia Local este espacio» y puntualizaba «el requerimiento no se extiende al Mercado Central».