Las Provincias

fotogalería

Vehículos y peatones, ayer al mediodía en la Corredora. / MATÍAS SEGARRA

La peatonalización de la Corredora se hará con fondos municipales y no a cargo de Aparcisa

  • El montante previsto por la empresa del Mercado Central para cerrar al tráfico la céntrica calle es «insuficiente», según el alcalde

La peatonalización de la calle Corredora será una realidad en este mandato. Es el compromiso del equipo de gobierno y, según anunció ayer el alcalde, Carlos González, va a solicitar de forma inmediata a los servicios técnicos municipales que redacten el proyecto para eliminar el tráfico de esta céntrica vía y de otras calles adyacentes del centro histórico.

Una actuación cuyo coste va a asumir el Ayuntamiento, tal y como puntualizó el primer edil, pese a que es una de las cláusulas que está incluida en el contrato con la empresa adjudicataria del Mercado Central, Aparcisa. González consideró que la dotación presupuestaria prevista por la mercantil gallega «es muy baja», mientras que la iniciativa municipal es de «mayor alcance».

Al respecto comentó que los 376.000 euros que la adjudicataria presupuestó para «la mejora del entorno» son «insuficientes» para llevar a cabo el citado proyecto, por lo que el montante se destinará a otras necesidades, entre ellas barajó la posibilidad de que se inviertan en la musealización de los restos arqueológicos que aparezcan bajo el actual edificio una vez se realicen las catas correspondientes.

La peatonalización de la Corredora es una de las 15 iniciativas que el tripartito pretende poner en marcha durante el nuevo curso político, como «columna vertebral del proyecto de cambio y modernización de la ciudad».

Entre estas actuaciones, además de la mencionada, se refirió a: la construcción del segundo bloque de San Antón y la redacción del proyecto del tercer edificio; la segunda fase del alcantarillado de Peña las Águilas; la ejecución de la tercera fase del colector de Carrús; la puesta en marcha de la segunda parte del Plan de Empleo para personas en riesgo de exclusión social; el proyecto para la prolongación de la zona deportiva en la ladera del río; el impulso del Plan Estratégico Elche 2030; así como a la reapertura de las piscinas y polideportivo de Palmerales.

También mencionó la puesta en marcha del Plan Especial del Palmeral; el inicio de la revisión del Plan General de Ordenación Urbana; ampliación del Parque Empresarial; singularizar el desarrollo urbanístico de la estación de alta velocidad en Matola; la reapertura del Centro de Estudios Miguel Hernández; la convocatoria de la Mesa de la Economía Sumergida.

El primer edil también quiso responder a las críticas de la oposición, especialmente del PP, sobre la «paralización de la gestión municipal» y señaló que el actual gobierno municipal se caracteriza por su «hiperactividad». Agregó que, en el primer año de legislatura, se ha producido «un cambio en las formas, que demandaban los ciudadanos», además de «una mayor transparencia y participación de los vecinos en la gestión municipal».

Propuestas económicas del PP

Precisamente el concejal popular Luis Ángel Mateo insistió ayer en esa cuestión y denunció «la pasividad del equipo de gobierno en materia de promoción económica, su dejadez a la hora de trabajar en la creación de empleo y dar facilidad a las empresas».

En este sentido, anunció que el grupo municipal popular ha elaborado un plan de dinamización económica para el periodo 2016-2020, un documento con 80 acciones concretas encaminadas a favorecer la creación del empleo en Elche que presentarán al tripartito.