El Puerto recupera el ritmo de trabajo al desbloquearse los reemplazos de la estiba

Á. M.

Valencia. La actividad en el Puerto de Valencia se normaliza tras los problemas sufridos en las últimas semanas. Finalmente, empresas y sindicatos han llegado a un acuerdo para desbloquear la bolsa de trabajo y permitir que se cubran las vacaciones de los estibadores con suplentes. Desde el lunes se ha conseguid incrementar la productividad un 20%, aunque por el camino han sido muchas las pérdidas para la instalación.

Más de una decena de barcos cambiaron la semana pasada el Grao por el Puerto de Barcelona ante las colas de hasta 20 buques que se formaron al no dar abasto el personal disponible frente a la carga de trabajo. Y es que un 30% de los encargado de cargar y descargar los barcos estaba de descanso estiva sin nadie que cubriera su puesto. Sólo ayer, el ritmo de la instalación valenciana creció un 20% y redujo al mínimo el número de los buques que esperaban en la zona de fondeo.

Se da la paradoja de que el gran beneficiado de esta situación, el Puerto de Barcelona, está teniendo ahora problemas, al hacer aceptado un volumen de trabajo imprevisto que no está pudiendo canalizar a la velocidad prometida, según fuentes portuarias.

Mientras tanto, la negociación del quinto Programa Marco de la Estiba, el convenio del sector, se sigue preparando de cara a la negociación que se producirá en el mes de septiembre. Precisamente, la patronal Anesco se reunió ayer en Valencia para allanar diferencias internas y favorecer la coordinación.

Fotos

Vídeos