El Puerto da por fracasada la ZAL de Valencia tras 20 años de bloqueo y recoge alternativas

Parte de los terrenos ofrecidos por el Ayuntamiento de Chiva.
Parte de los terrenos ofrecidos por el Ayuntamiento de Chiva. / lp

El ente asegura que las parcelas son pequeñas y prefiere ampliar Parc Sagunt, mientras Requena y Chiva también ofrecen sus terrenos

E. RODRÍGUEZ VALENCIA.

Lo que en su día se planeó como una zona puntera para actividades logísticas (ZAL) en Valencia hace más de veinte años, hoy se ha quedado obsoleto ante la demanda de grandes extensiones por parte de las empresas que quieren instalarse en la Comunitat, según la Autoridad Portuaria de Valencia (APV). Frente a esta situación, la entidad busca territorios alternativos que respondan a las necesidades de las compañías y, de ese modo, convertirse en un recinto con mayor potencial y mejores servicios. Por ello, ha encargado un estudio para ver qué espacios próximos podrían ser de interés logístico, según afirman fuentes portuarias a este diario. «La ZAL es pequeña para grandes instalaciones y el Puerto necesita más», sentencian.

Mientras, hay municipios que no quieren desaprovechar la oportunidad y se lanzan a ofrecerse como enclaves estratégicos para constituir una nueva zona logística. En ese bando se encuentra el Ayuntamiento de Chiva, que ofrece 10 millones de metros cuadrados al Puerto, y el de Requena, que ayer también salió al paso para venderse como área de interés.

La ZAL de Valencia, ubicada en La Punta -junto al Puerto-, lleva paralizada desde hace más de dos décadas por distintos pleitos y discrepancias entre la Generalitat y el Gobierno central. Actualmente, el proyecto está en fase de exposición pública, con plazo hasta el próximo 15 de septiembre para consultar la documentación y formular las observaciones convenientes sobre su reactivación, que se enfrenta al rechazo de distintas asociaciones, como Per l'Horta, que reivindican recuperar el terreno para reconvertirlo en una «zona verde y pública».

Cabe añadir que el alcalde de Valencia, Joan Ribó, fue crítico con esta infraestructura cuando estaba en la oposición. Sin embargo, el edil reconoce ahora que la situación es «muy complicada» y plantea proteger la huerta de alrededor de la ZAL y ejecutar una especie de bulevar peatonal, con anillo ciclista, que haga de transición entre las pedanías y el nodo logístico. Pero, eso sí, sin revertir todo el proyecto, ya que, según admitió el pasado mes de marzo, «las tierras de la ZAL ya no son recuperables».

Por su parte, la APV espera poder reactivarla en abril de 2018. Sin embargo, apunta que este recinto se «queda pequeño» para grandes instalaciones logísticas. El enclave ubicado en La Punta suma 309.865 metros cuadrados. Ante la falta de espacio en esa zona, el recinto del Grao tiene ahora todo su interés puesto en la ampliación de Parc Sagunt, una obra anunciada por la Generalitat hace apenas dos meses después de que Mercadona comprara 350.000 metros cuadrados de la primera fase y de que una multinacional se hiciera con otros 70.000, dejando al parque con apenas un 15% de suelo disponible. «Primero va la segunda fase de Parc Sagunt, que tiene un proyecto muy adelantado. No obstante, no descartamos nuevos proyectos», aseguran desde la APV.

Climent avala a Chiva

La propuesta presentada por el Ayuntamiento de Chiva ha sido bien recibida tanto por el presidente de la APV, Aurelio Martínez, como por el conseller de Economía, Rafael Climent, que ayer se reunieron con el alcalde del municipio, Emilio Morales (Compromís). Se trata de diez millones de metros cuadrados, en su mayoría suelo agrícola, en el eje de la autovía A-3 y la circunvalación de la A-7, pertenecientes a 301 propietarios.

«Desde la Generalitat podemos decir que la ubicación es idónea, con unas conexiones de comunicación importantes, y por ello puede tener un gran potencial industrial y convertirse en una ZAL muy provechosa para el Puerto», declaró Climent tras visitar los terrenos en cuestión. El conseller anunció que ahora toca trasladar la oferta al Consell. «El Ayuntamiento deberá empezar a trabajar para agilizar los trámites y, así, garantizar la seguridad urbanística y ambiental», afirmó.

Martínez, que conoce este plan desde hace año y medio según fuentes del consistorio, anima al edil a madurar el proyecto, ya que todavía es muy embrionario. «El Puerto lo acoge de manera positiva, ya que hay mucha demanda de suelo», reconocen desde el recinto del Grao.

En referencia a este mismo asunto, el consistorio de Requena -gobernado por PSPV-PSOE- lanzó ayer un comunicado en el que ofrece, para el mismo proyecto, el suelo industrial del polígono El Rebollar, que «ya pertenece al sector público», con lo que se evitarían recalificaciones y compra de suelo.

Fotos

Vídeos