Poner dinero y reducir el marco de actuación

El dictamen de Vicente Caballer sobre el plan de protección, ordenación y dinamización de la Huerta de Valencia recuerda a los responsables de ponerlo en marcha que «deben reflexionar profundamente sobre las posibilidades reales de viabilidad del mismo en los términos actuales». También les advierte sobre la conveniencia de aprender de «cómo los proyectos megalómanos para conservar L'Horta de Valencia vienen fracasando desde antiguo (varios intentos fallidos durante la etapa del PP en el Consell), incluso durante épocas económicamente más favorables», lo que ha conducido «a un viaje a ninguna parte».

En todo caso, las posibilidades de sacar adelante un proyecto como éste sólo se ve «económicamente viable» si se destinan al mismo grandes sumas de dinero público y también «en la medida en que se reduzca el territorio de su ámbito de aplicación, partiendo de aquellas localizaciones con mayor valor agrológico y paisajístico que deberán conservarse, aplicando los recursos necesarios, para ir reduciendo aquellos otros espacios menos valiosos, tanto en el plano del paisaje actual como el agrario».

Fotos

Vídeos