Ford prescindirá de 280 trabajadores y producirá 120 vehículos menos al día

Un trabajador en la planta de Ford en Almussafes. / j. monzo
Un trabajador en la planta de Ford en Almussafes. / j. monzo

La multinacional prevé una menor demanda del Kuga hasta abril, además de necesitar ajustar costes para captar nuevos modelos

Á. M.

Valencia. La dirección Ford ya ha puesto precio laboral al ajuste de plantilla que plantea para la factoría de Almussafes. Exactamente, 280 trabajadores dejarán de prestar servicio en la planta de montaje a partir del 31 de diciembre de 2017. Se trata de los 150 eventuales con los que contaba la empresa y 130 de los 300 temporales que entraron en 2015 y que aspiraban a convertirse en fijos desde estas Navidades.

La razón está en la necesidad de optimizar los costes de la planta y optar con éxito a garantizarse carga de trabajo con coches, nuevas oportunidades de motores y producción de componentes mecanizados. Se trata de ir más allá del anunciado nuevo Kuga, que sólo cubre la mitad de la carga de trabajo de la instalación valenciana.

Además, después de un año récord por el éxito del Kuga, no se prevé que la demanda actual se repita. Para el primer cuatrimestre de 2018 se estima una bajada de la producción de 120 vehículos al día hasta reducir la producción a 405.000 unidades este año, antes del lanzamiento del nuevo Kuga. Estas cifras se concretaron en la reunión de ayer en la que se negociaba el plan de competitividad que están preparando dirección y comité de empresa de la planta valenciana.

Para ajustar la producción en el primer cuatrimestre a una plantilla de 8.100 trabajadores, el sindicato UGT se ha propuesto la movilidad de empleados entre plantas con el fin de trasladar al excedente de personal a montaje y no renunciar a él.

Fotos

Vídeos