«Necesitamos soluciones a largo y medio plazo, no ayudas directas»

Vicente Nomdedeu, director general de Azteca y nuevo presidente de la patronal azulejera Ascer. / LP
Vicente Nomdedeu, director general de Azteca y nuevo presidente de la patronal azulejera Ascer. / LP

El dirigente azulejero Vicente Nomdedeu Lluesma presidente de Ascer, detecta una reactivación generalizada de las inversiones en el sector y prevé un crecimiento superior al de 2017

INÉS HERRERO Valencia.

Por primera vez, el presidente de la patronal azulejera compagina el cargo con la gestión de una empresa. Vicente Nomdedeu, director general de Azteca, tomó las riendas de Ascer tras el fallecimiento de Isidro Zarzoso, que les «dejó consternados», y que este lunes vivió su primera Cevisama como máximo representante de un sector que acude a la feria para reforzar su imagen de marca y también sus ventas.

-¿Cómo afronta la etapa como presidente de la patronal azulejera?

-Asumo la presidencia como un acto de responsabilidad para con la asociación y el sector. Conlleva una carga de trabajo ingente y mucha dedicación. Por otro lado, ser CEO de Azteca requiere mucha atención, por lo que hemos establecido un reparto de tareas en la asociación para poder compatibilizar mis dos funciones sin que ninguna se resienta.

«La crisis provocó una purga sin precedentes. Nos ha reforzado y ha servido para optimizar procesos» BALANCE

- ¿En qué situación está el sector, en producción, ventas y empleo?

-Ha cosechado unos resultados moderadamente positivos en 2017, siguiendo una senda de crecimiento en exportación y en el mercado doméstico. Se ha producido un afianzamiento de las expectativas y prevemos cerrar 2017 con un balance muy similar al año anterior. Podría definirse como un año de crecimiento moderado, pero con obstáculos. La facturación podría alcanzar los 3.520 millones, con un crecimiento en torno al 7%. La producción puede llegar a 530 millones de metros cuadrados, manteniéndose España como el primer productor de la UE. El empleo también crece, con 700 nuevos empleos hasta septiembre.

«De momento no notamos grandes cambios en las exportaciones por el 'Brexit' ni por Trump» COMERCIO EXTERIOR

-¿Cómo les afectó la crisis económica, la dan por superada?

-La crisis provocó una purga sin precedentes en el clúster de la cerámica, las ventas nacionales se desplomaron y ello nos obligó a realizar una profunda reflexión. Me atrevería a decir que la crisis nos ha reforzado y ha servido para optimizar nuestros procesos. Hasta ahora las empresas han competido por diferenciación y/o por costes, estrategias que a corto plazo están funcionando, pero es conveniente poner el foco en el largo plazo también, donde pienso que la diferenciación y posiblemente la especialización sean imprescindibles para lograr un desarrollo creciente y sostenible.

«Las ventas domésticas seguirán aumentando pero a menor ritmo que en los últimos tres años» PREVISIONES

- ¿Cuál ha sido el impacto del 'Brexit' para el sector? ¿Irá a más?

-Reino Unido sigue siendo uno de los mercados prioritarios de la cerámica española. Desde que se anunció el 'Brexit' no hemos constatado grandes cambios en la dinámica de las exportaciones de baldosas cerámicas al Reino Unido. Falta ver cómo se irán concretando las políticas de desconexión, aunque ya hay indicadores que apuntan a un impacto negativo en la economía británica a corto y medio plazo y que, en mayor o menor medida, afectará a nuestras exportaciones a ese mercado.

-¿Les ha perjudicado el giro proteccionista de Donald Trump?

-El mercado estadounidense creció a un ritmo del 25% en 2017 y ocupa en la actualidad el segundo puesto en nuestro ránking de destinos de exportación. De momento no hemos percibido ningún cambio de tendencia desde la llegada de Trump.

«Está cambiando el discurso sobre la industria, esperamos que se plasme en medidas concretas» REIVINDICACIONES

-Desde Ascer incluyeron el bloqueo de las ventas a Argelia entre las sombras de 2017, ¿ha habido avances o prevé que los haya?

-El caso de Argelia es muy particular, puesto que el cierre del mercado obedece a una problemática que tiene con su balanza de pagos y que afecta a la importación de multitud de familias de productos, y a todos los orígenes. Desde Ascer estamos siguiendo la evolución de esta situación colaborando con las autoridades, tanto a nivel nacional como europeo, para que vuelva a regir el libre comercio entre ambos países.

-¿Con qué perspectivas encara el sector el presente ejercicio?

-En el mercado doméstico, las ventas seguirán creciendo pero a menor ritmo que en los últimos tres años, sin llegar a los dos dígitos. En exportación, los indicadores son positivos para la mayoría de nuestros principales mercados, salvo las inciertas negociaciones del 'Brexit'. El impacto de Argelia, en términos de crecimiento anual, será menor pues lleva estancado desde abril. Está por ver hasta qué punto mantiene Europa del Este su recuperación, donde los incrementos podrían volver a los dos dígitos tras años de acusados descensos. Con todo lo anterior, es factible un escenario de crecimientos globales del 7%, posiblemente algo mejor que en 2017.

-¿Qué opina de la política industrial del Gobierno valenciano?

-Lo que esperamos es que no sean simplemente reactivos ante problemas concretos, y que busquen soluciones a largo y medio plazo en temas estratégicos y estructurales como la formación, la innovación o la normativa. No somos un sector que pidamos ayudas directas. Pedimos unas reglas del juego, que deberían ser consultadas o al menos que nos dejasen opinar para conseguir una correcta orientación de la política industrial que beneficiaría a toda la sociedad. La industria, en general, no ha tenido la debida atención por parte de ningún nivel de la administración. Ahora todas están cambiando su discurso, visión y reconocimiento de la industria, espero se plasme en medidas concretas.

-¿Qué coste tendrá el nuevo impuesto sobre residuos? ¿Ha habido avances sobre las bonificaciones que les prometió Ximo Puig?

-Estamos pendientes de una reunión de la mesa de la cerámica para tratar, entre otros, este asunto. El Consell nos trasladó su firme voluntad de que esta tasa sea lo menos lesiva posible para el sector.

-¿Es la Comunitat Valenciana un buen destino para invertir?

-Es un hecho a la vista de los últimos movimientos.

-¿Qué opina de la entrada de fondos de inversión en empresas azulejeras, es beneficiosa o podría cambiar la personalidad del sector?

-El interés creciente del capital inversor en nuestro sector es muy significativo y se traduce básicamente en que se trata de un sector de y con futuro, de no ser así no habría despertado tanto interés.

-Grandes empresas como Porcelanosa han anunciado importantes inversiones, ¿es un hecho aislado o es el inicio de una tendencia?

-En este ejercicio se ha producido una reactivación de las inversiones generalizada en el sector, ya sean dirigidas a la renovación de instalaciones productivas, nuevos productos o nuevos procesos de decoración.

Fotos

Vídeos