Sin embalses, sólo habría agua para cuatro millones de españoles

La Federación Nacional de Comunidades de Regantes (Fenacore) viene desplegando desde hace tiempo una campaña de concienciación social sobre la importancia de las obras hidráulicas para garantizar los suministros de agua y la conveniencia de que se realicen mayores inversiones en ese sentido para poder atender las necesidades actuales y los crecientes requerimientos futuros. Frente a los colectivos radicales que se oponen por sistema a la construcción de infraestructuras hidráulicas, el presidente de Fenacore, Andrés del Campo, ha explicado que «las garantías de agua en España dependerán de las obras hidráulicas disponibles». Porque en definitiva se trata de poder guardar agua cuando llueve con intensidad, evitando que se pierda en el mar, para tener reservas y poder atender abastecimientos cuando no llueve como cabe esperar. Y para ilustrar bien el asunto, Del Campo ha recordado que si no existieran obras de regulación (embalses), en España no podrían vivir más de 4 millones de habitantes durante los meses de julio y agosto, frente a los más de 70 millones (si se cuenta la población 'flotante', como los turistas) que lo hacen actualmente».

Fotos

Vídeos