Durantia eleva su facturación un 4,7%

R. E.

Las ventas de la constructora Durantia, heredera de la antigua Lubasa, se situaron el pasado año en 17,6 millones, un 4,7% por encima del ejercicio anterior. A su vez, ha equilibrado su cuenta de pérdidas y ganancias, pasando de un resultado negativo de 13,3 millones en 2015 a 12,1 millones de beneficios en el pasado ejercicio. En el informe de gestión se destaca como refinanció su deuda en 2015, aunque el mayor cambio se produjo en 2017, cuando su matriz, Obinesa, pasó a estar bajo el control de Atitlan.

Fotos

Vídeos