Las Provincias

La Unió aconseja a los agricultores no tratar ya contra contra la mosca blanca del caqui

  • La tercera generación de esas especies es menos abundante que las anteriores

La Unió de Llauradors aconseja a los productores de caqui evitar los tratamientos ahora contra la mosca blanca y la negrilla puesto que la recolección en las parcelas es inminente o ya se está realizando y además la tercera generación de esas especies es menos abundante que las anteriores, según ha indicado en un comunicado.

Responsables de Sanidad Vegetal de la Conselleria de Agricultura y representantes de la Unió han visitado diversas parcelas de caqui de la zona de Alginet para observar los distintos niveles de afección como consecuencia de la mosca blanca y negreta.

Los responsables de Sanidad Vegetal "han explicado los aspectos a tener en cuenta sobre cómo identificar las distintas especies de mosca blanca, momentos en los que sería conveniente intervenir para un control más efectivo y los productos que actualmente están autorizados".

La organización agraria ha informado que, aunque ahora se vea la negrilla en campo, se debe a las dos primeras generaciones que tuvieron lugar a principios de junio y principios de agosto por lo que se considera que no es necesario intervenir mediante tratamientos de la tercera generación puesto que ésta es bastante menos abundante y la recolección en muchas parcelas se va a iniciar ya.

Sanidad Vegetal, que ha señalado que los ensayos hechos este año para el control de mosca blanca han tenido buenos resultados, pretende evaluar las perdidas que puede llegar a ocasionar la presencia de moscas blancas o negrilla evaluando la pérdida de cantidad y calidad que ocasiona la plaga, comparando parcelas afectadas con otras sin mosca blanca, y analizando las producciones de esas mismas parcelas en campañas anteriores.

El próximo año se intentará ajustar la estrategia de control con los insecticidas de acción más lenta, según el comunicado en el que la Unió ha pedido a Sanidad Vegetal que haga las gestiones pertinentes con el Ministerio de Agricultura para que los agricultores dispongan de más herramientas para luchar contra esta nueva plaga del caqui en la próxima campaña.